Economia

Viernes 25 de julio del 2014. Actualizado a las 17h35 (Gmt -4)

Buscar en lostiempos.com

Ed. Impresa SAMUEL DORIA MEDINA DIJO QUE “ES UN CASTIGO A LA INVERSIÓN” Y ADELANTA SU RETORNO DE EEUU AL PAÍS

Revierten las acciones de Soboce en Fancesa

Por y Redacción Central Correo del Sur - Agencia - 2/09/2010


El Gobernador de Chuquisaca y el Presidente. -   Afka Periodista Invitado

El Gobernador de Chuquisaca y el Presidente. - Afka Periodista Invitado

El Gobierno aprobó ayer por decreto la reversión de las acciones de Soboce en la Fábrica Nacional de Cemento SA (Fancesa) a favor de la Gobernación de Chuquisaca, que deberá pagar con sus propios recursos el monto que corresponda. La empresa, formada por el grupo inversor mexicano Chihuahua y el empresario Samuel Doria Medina, invirtió unos 26 millones de dólare por el 33,34 de las acciones.

El presidente del directorio de la Sociedad Boliviana de Cemento (Soboce), Juan Carlos Requena, leyó un comunicado que señala que con el decreto el presidente Evo Morales ha incurrido en “abuso de poder, gravísimas irregularidades procedimentales y flagrante injusticia” y agrega que “es una manera de atropellar la inversión nacional e incumplir los compromisos y la obligación de alentarla”.

Añadió que Soboce defenderá su patrimonio en las instancias legales que correspondan.

El principal accionista de la cementera privada, Samuel Doria Medina, en comunicación con Los Tiempos desde Estados Unidos indicó que la decisión del Gobierno de confiscar las acciones de Soboce en Fancesa es un nuevo castigo al inversionista nacional y una nueva señal de inseguridad jurídica.

En su criterio, el Órgano Ejecutivo trata a la principal empresa del occidente del país, que ha estado en permanente crecimiento y ha expandido sus inversiones a otras regiones de Bolivia, peor que a las empresas transnacionales.

Informó, por otra parte, que viajó a Estados Unidos –donde llegó ayer– para reunirse con algunos inversionistas interesados en Bolivia, pero que con la decisión gubernamental se frustran esas posibilidades por el momento. Finalmente, anunció que retornará de inmediato al país para estudiar las acciones que adoptará sobre el tema.

En tanto, las copropietarias de Fancesa tuvieron reacciones distintas. La Universidad San Francisco Xavier fue cauta aunque dijo que acatará la decisión, mientras que la Alcaldía, actualmente en manos de aliados del Movimiento Al Socialismo (MAS), celebró la decisión.

El presidente de la Confederación de Empresarios Privados de Bolivia (CEPB), Daniel Sánchez, señaló que la decisión afectará a las futuras inversiones privadas nacionales y extranjeras. “Las empresas de la región que tenían visto a Bolivia como un lugar para invertir tendrán que ver qué posibilidades de mejores inversiones podrán conseguir en otros países”, dijo.

Decreto
La aprobación del Decreto Supremo 0616 fue sorpresiva incluso para Soboce, que no fue consultada o llamada a negociar la venta de su paquete accionario.

El presidente Evo Morales en su discurso dijo que Soboce obtuvo de una forma “ilegal” sus acciones en Fancesa, que antes pertenecían a la ex prefectura de Chuquisaca, en un proceso de privatización en 1999.

Observó al carácter de sociedad anónima de la empresa ya que sus accionistas son entidades públicas, por lo que la empresa no debería regularse por el Código de Comercio.

“Vengo personalmente a entregar el Decreto Supremo número 0616 a nuestro Gobernador para que se haga cargo de los 33,34 por ciento de acciones a favor del departamento”, dijo el mandatario.

Agregó que a partir de la puesta en vigencia del decreto, la Gobernación recibirá 4,5 millones de dólares al año por distribución de utilidades.

El gobernador Esteban Urquizu fue más duro en su alocución y aseguró que la medida permitirá recuperar las acciones de “personas que manejan a su antojo Fancesa”.

“Se han enriquecido a nombre del pueblo a través de estas acciones (…). A partir de este momento vamos a tomar el control correspondiente de Fancesa, que es del pueblo (…). Decían que teníamos una reserva en Maragua. Ya querían tomar eso más. Pero ahora queremos decir públicamente a Samuel Doria Medina: ‘No sacarán más la sangre del pueblo chuquisaqueño (…)’”, señaló.

Empresarios: un mensaje desalentador

El presidente de la Confederación de Empresario Privados de Bolivia (CEPB), Daniel Sánchez, dijo ayer que el sector empresarial privado del país ha recibido, una vez más, “un mensaje muy desalentador por parte del presidente del Estado Plurinacional, Evo Morales Ayma. La reversión de acciones de la empresa Soboce es sin duda alguna un golpe muy duro a una empresa nacional y por ende al sector productivo en su conjunto”.


El dirigente empresarial indicó que Soboce es una empresa con Responsabilidad Social Empresarial que decidió invertir en Sucre “y el día de hoy ha sido mutilada en esas inversiones”.


“No cabe la menor duda que esta decisión afectará a las futuras inversiones privadas (…). La repercusión de este tipo de decisiones no hace más que dañar la imagen internacional de todos los bolivianos”, agregó Sánchez.

 

UNA CONSULTORA VALORARÁ LAS ACCIONES

El Decreto Supremo 0616 consta de cuatro artículos que desarrollan el objeto, recuperación, trasferencias y pago de las acciones.


En el punto de transferencia de acciones, señala que el decreto es “suficiente para efectuar el registro de la trasferencia de las acciones, objeto del presente Decreto Supremo a nombre del Gobierno Departamental Autónomo de Chuquisaca en el libro de accionistas de Fancesa o en cualquier instancia societaria”.


Un punto importante es el del pago, acápite en el que se indica que será el Gobierno Departamental de Chuquisaca el que cancele el monto de las acciones recuperadas, “previa valuación por una empresa independiente contratada por dicha entidad pública, en un plazo de 180 días a partir de la publicación del presente documento”.


El pago será efectivizado en función del cálculo de los pasivos de Fancesa en la proporción correspondiente al paquete accionario.


Con el decreto, si bien la Gobernación pasa a ser copropietaria de la cementera, debe pagar el monto en que sean valuadas las acciones de Soboce, que en su momento significaron 26 millones de dólares pagados a nombre de la ex prefectura.


El presidente del directorio de Soboce, Juan Carlos Requena, dijo que el valor de las acciones de la cementera en Fancesa no pueden fijarse en función de lo que pagó en 1999, los 26 millones de dólares, sino que se debe tomar en cuenta el patrimonio que se triplicó en los últimos 10 años, multiplicar por 10 sus utilidades y tomar en cuenta las nuevas empresas creadas.


Quedan dudas sobre qué pasará con un convenio que hizo Soboce con la Universidad San Francisco Xavier por el que ésta entregó, a cambio de un monto de dinero, sus acciones para que sean administradas por la cementera.

 

REACCIONES

SOBOCE

Para la privada Sociedad Boliviana de Cemento (Soboce), el decreto 0616 que “intenta expropiar” a título de transferencia el 33,34 por ciento de sus acciones “incurre en abuso de poder”.


La cementera recuerda que durante su participación en Fancesa posibilitó que se triplicara el patrimonio, se multiplicaran por 10 sus utilidades y se promoviera su diversificación y expansión.


Soboce anunció que defenderá su patrimonio porque la “expropiación arbitraria es un acto contra toda legalidad y una agresión contra normas constitucionales”.


Censuró el decreto y acusó al Gobierno de querer “distraer la postergación de Sucre”.

 

UNIVERSIDAD

El Decreto Supremo 0616 no afectará la participación de la Universidad San Francisco Xavier en Fancesa, cuyas acciones se mantienen en el 33,33 por ciento. Así lo afirmó el rector Walter Arízaga.


“Mientras la administración sea empresarial y se mantenga el objetivo de empresa, no habrá inconveniente para llevar adelante una empresa rentable que demuestre resultados, que no se politice”, remarcó.


“De acuerdo al decreto, creo que de alguna manera se van a frenar ciertas situaciones (inversiones y proyectos) que deberíamos tomarlas ya para el crecimiento de la cementera”, agregó Arízaga.

 

ALCALDÍA

Tras conocerse la noticia de la reversión de las acciones de Soboce a favor de la Gobernación de Chuquisaca, el alcalde interino de Sucre, Domingo Martínez, celebró el hecho aunque dijo que todavía deberán esperar a conocer los detalles de la medida.


“No conozco en detalle el tema. Lo que puedo decir es que desde hace mucho tiempo los chuquisaqueños hemos pedido la reversión de las acciones de Soboce. El decreto indica que la reversión es a favor de la Gobernación. Enhorabuena, pues”, señaló.


Agregó que “lo que vamos a hacer es trabajar con los demás copropietarios para tener un manejo correspondiente de la fábrica de cemento”.


Últimas noticias