Economia

Jueves 31 de julio del 2014. Actualizado a las 22h28 (Gmt -4)

Buscar en lostiempos.com

Ed. Impresa MÁS DE 300 PERSONAS PARTIERON DESDE TRINIDAD AYER A LAS 16:10

Una misa da inicio a la IX marcha

Por José Gabriel Caero Rodríguez - Los Tiempos - 28/04/2012


Indígenas participan en la misa celebrada antes de iniciar la marcha, ayer en Trinidad.  -   Afka Periodista Invitado

Indígenas participan en la misa celebrada antes de iniciar la marcha, ayer en Trinidad. - Afka Periodista Invitado

Trinidad | Los Tiempos

Seis meses después de llegar a La Paz y lograr la aprobación de una ley que supuestamente ponía fin al conflicto, indígenas de tierras bajas y representantes de organizaciones que los apoyan comenzaron ayer otra marcha para defender el Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis).

La IX marcha indígena partió de Trinidad con el objetivo de lograr la abrogación de la Ley 222 de Consulta Previa en el Tipnis, a la que consideran extemporánea, y respeto a la Ley 180 que garantiza que la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos no atravesará el Tipnis.

"El Tipnis no se toca, el Tipnis no se toca", gritaban ayer, en la plaza principal José Ballivián de la capital beniana, decenas de personas que presenciaron la salida de más de 300 marchistas rumbo a La Paz, aproximadamente a las 16:10, luego de una misa en la Catedral para bendecir la caminata.

Ante el inicio de la marcha, el oficialismo en la Asamblea Legislativa insistió en descalificar la movilización y dijo que fracasará. El diputado Antonio Molina indicó que la caminata “se ha convertido en una protesta política”.

La partida

Al comenzar el día, que amaneció gris y con mucha lluvia, la incertidumbre sobre el inicio de la marcha se mantenía en Trinidad pese a que se había logrado superar los inconvenientes provocados por los bloqueos en San Ignacio de Moxos.

Muchos creyeron que la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (Cidob) informaría que la caminata volvía a postergarse, esta vez debido al mal tiempo que retrasó la llegada de varios indígenas provenientes del Tipnis.

Sin embargo, los representantes de las diferentes organizaciones, tanto de tierras altas como de pueblos de tierras bajas, finalmente se hicieron presentes en el centro de Trinidad al ritmo de música tradicional para anunciar el inicio de la novena marcha.

Vecinos y activistas se reunieron en la plaza principal para ver entrar a los marchistas que, al son de su alegre música, dieron una vuelta completa antes de asistir a la misa oficiada por el párroco de Trinidad, Adán Bravo Mendoza, quien bendijo a los caminantes.

Durante la celebración, el sacerdote deseó éxito a los marchistas y pidió a Dios que los llene de fe. Desde la puerta de la catedral trinitaria, tras la misa, la marcha tomó rumbo al monumento a Pedro Ignacio Muiba, héroe de la rebelión mojeña de 1810, que se encuentra en la avenida del mismo nombre.

Como parte del discurso de inicio, el presidente de la Cidob, Adolfo Chávez, dio ánimo a los machistas e indicó que la llegada a La Paz no será tarea fácil.

“Un territorio, un área protegida no tiene valor. Es la garantía de nuestra vida. Denme un azadón, un machete y un combo, y me entraré a la casa del presidente (Evo Morales) y destruiré su jardín. También haré la puerta donde me dé la gana. Eso está haciendo con nosotros”, dijo Chávez.

Marchistas

Con la convicción grabada en el rostro y el deseo de hacer respetar sus tierras y sus derechos, los indígenas partieron a su larga travesía.

En la columna de marchistas se vieron pancartas de varias centrales indígenas, incluso de aquellas con cuyos dirigentes el Gobierno firmó acuerdos recientemente. Los representantes explicaron que sus líderes no están en la caminata, pero las bases sí.

Tras salir de Trinidad, la marcha recorrió 20 kilómetros hasta el sector de Puerto Varador, a orillas del río Mamoré. Allí instalaron el primer campamento y esperarán hasta hoy a otra delegación del Tipnis.

Este sábado, los marchistas tienen previsto caminar otros 20 kilómetros.

Vargas es el gran ausente

El presidente de la Subcentral del Tipnis, Fernando Vargas, que el año pasado lideró la octava marcha indígena, fue el gran ausente ayer en el inicio de la caminata hacia La Paz.

El dirigente, que había salido el jueves del hospital, fue internado nuevamente la mañana de ayer luego de que su salud se viera deteriorada por dengue.

Los médicos le recomendaron reposar al menos durante tres semanas más, lo que hará imposible que el dirigente indígena pueda unirse a la marcha hasta entonces.

Desde su cama, Vargas dijo a los medios que lamenta su situación, pero que es mejor que esté internado ahora para luego sumarse fuerte a la movilización.

“Siento mucho haber recaído. Sin embargo, más allá del tema de la salud, los ánimos están siempre firmes y pido a todos mis hermanos que no se desmoralicen y, al contrario, tengan una voluntad de coraje”, agregó. “El Gobierno tiene que empezar a entender que los derechos se tienen que respetar”, dijo.

 

CONSULTA: APRUEBAN AMPLIACIÓN DE PLAZO

La Cámara de Diputados aprobó el proyecto de ley enviado por el Órgano Ejecutivo que amplía hasta el 10 de septiembre el plazo para efectuar la consulta “previa” en el Tipnis, informó ayer a Radio Fides el asambleísta del Movimiento Al Socialismo (MAS) Galo Bonifaz.

El proyecto ahora pasa a la Cámara de Senadores para su consideración. Se prevé que sea aprobado sin cambios.

El ministro de Obras Públicas, Vladimir Sánchez, informó ayer en Cochabamba que el Gobierno consensuó contenidos y alcances del protocolo o reglamento de la Ley 222 de Consulta con 42 de 68 comunidades del Tipnis.

Indicó que las 42 comunidades corresponden a las subcentrales del Tipnis, del Sécure y al Consejo Indígena del Sur (Conisur) que habita en la zona colonizada del parque.

Sánchez explicó que ampliar de 120 a 210 días el plazo para implementar la consulta “previa” permitirá a las brigadas de los ministerios de Obras Públicas y Medio Ambiente redoblar esfuerzos y crear mejores condiciones para dialogar y consensuar el protocolo.

“Ya hemos iniciado las consultas en la Subcentral del Tipnis, donde existen alrededor de 31 comunidades, incluso  con aquellas comunidades que decían no era posible conversar”, dijo.

En el caso concreto de la Subcentral del Tipnis, presidida por Fernando Vargas, dijo que formularon las invitaciones y esperan reunirse dentro de algunos días.

 

PLATAFORMA

La novena marcha por el Tipnis partió ayer de Trinidad con una plataforma de siete demandas que son:

1. Respeto a Ley 180 de Protección del Tipnis, así como la abrogación de la Ley 222 de Consulta.

2. Cumplimiento efectivo de la Constitución Política del Estado, de la Ley 1715 de Servicio Nacional de Reforma Agraria, y la Ley 3545 de reconducción comunitaria de la Reforma Agraria.

3. Que las organizaciones indígenas asuman la administración y el manejo directo de las 22 áreas protegidas, y respeto a estas.

4. Sanción a los responsables de la represión a la octava marcha Indígena.

5. Cumplimiento de los acuerdos suscritos con la octava marcha.

6. Modificación de varias leyes.

7. Respeto a la libre determinación y al autogobierno; cese a la “arbitraria” intervención e “intromisión” del Gobierno nacional en las estructuras de los pueblos indígena originarios.

 

Testimonios

Bertha Bejarano CPEM-B

“Estamos de pie”

Vamos a sacrificarnos con un largo caminar, mujeres, niños y ancianos. Lo único que nos queda es el territorio. Las mujeres indígenas y mojeñas estamos de pie, no es fácil caminar con nuestros hijos en brazos, pero lo vamos a hacer. El Gobierno se equivocó, porque acá están todos los pueblos indígenas, los que marcharán en defensa de su territorio, de su hogar.

Isidro Yujo. Indígena del Tipnis

“Esperamos respeto”

Pasamos mucho frío en el río, tardamos cuatro días en llegar. Salimos el martes junto a 30 personas y seis niños. Simplemente esperamos que se respete nuestro territorio, no queremos que pase por el centro del Tipnis la carretera. No estamos en contra, pero esperamos que se respete nuestro hogar.


Últimas noticias