Local

Martes 22 de julio del 2014. Actualizado a las 14h44 (Gmt -4)

Buscar en lostiempos.com

Ed. Impresa

Durazno, rey de la fruta por Carnaval en el valle

Por Redacción Central - Los Tiempos - 27/02/2006


kvasquez@lostiempos-bolivia.com

El valle alto confirmó su vocación para cultivar el melocotón en la XIV Feria del Durazno de San Benito que reunió a unos 250 productores y comercializadores de la fruta de temporada. El Durazno de Partir y el Gumucio Reyes se consolidaron como las variedades más solicitadas por los visitantes, que se trasladaron masivamente de la ciudad a la tierra del durazno en busca de un alimento made in Bolivia.

El durazno es considerado el rey de la fruta entre febrero y marzo, los meses de mayor cosecha, porque predomina en los puestos de venta y porque las ocho asociaciones que existen en el valle alto se esmeran por mejorar la productividad, la comercialización y presentación de la fruta.

En las ferias como la de San Benito, los productores comercializan hasta el 10 por ciento de su producción sin necesidad de intermediarios y con costos mínimos de transporte, según los resultados que arrojó una evaluación de 2005 en las cinco ferias del valle alto: San Benito, Punata, Arbieto, Tarata y Mamanaca, que realizó el Proyecto de Promoción de Desarrollo Económico Rural (PADER).

En Bolivia la demanda de durazno genera un movimiento económico de 10 millones de dólares. Los productores locales abastecen 8 millones y los otros 2 provienen de Chile o Perú. La exportación aún es tarea pendiente debido a las barreras fito-sanitarias con las que debe cumplir el rubro, según estudios de los productores nacionales de durazno dispersos en 24 municipios.

Marca

Con el rótulo de "Duraznos del Valle", las cuatro asociaciones respaldadas por el Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA) han logrado registrar e identificar a su producción en los mercados locales y diferenciarlos de los melocotones foráneos.

Las asociaciones trabajan en consolidar su identidad a través de empaques que lleven el sello del origen y variedad del durazno. El cultivo del durazno está a cargo de familias integras. Los hombres intervienen en la plantación y la cosecha; las mujeres participan en la selección, clasificación y la venta.

Los duraznos de 2006 son aquellos que sobrevivieron a la helada de diciembre de 2005 que afectó el 60 por ciento de la producción del valle alto. La disminución de la oferta motivó un incremento del precio del melocotón respecto a hace dos años, cuando una caja de durazno llegaba a costar 150 bolivianos y ahora está en 120 y 200, comentaron los expositores.

LA DIVERSIDAD

Las variedades con más demanda entre los consumidores son: Ulincate, Durazno de Partir, Gumucio Reyes, Saavedra, Masapán, Mosito Blanco, Churk"a, Durazno Almedra, Apote y Qasi Durazno. Las primeras especies son las que se cultivan con mayor fuerza, el resto es escasa en el valle alto, por los costos de producción.

El desconocimiento de las variedades ha dado lugar a una clasificación comercial que agrupa al melocotón de acuerdo a su calidad y tamaño en duraznos de primera, segunda, tercera, extra y extra-extra. Las dos últimas categorías son consideradas las mejores.



Últimas noticias