Local

Martes 02 de septiembre del 2014. Actualizado a las 20h13 (Gmt -4)

Buscar en lostiempos.com

Ed. Impresa

Centenares de hectáreas bajo agua en el trópico

Por Redacción Central - Los Tiempos - 31/12/2006


Redacción central

Aproximadamente unas 12 comunidades asentadas al extremo norte de los kilómetros 215 y 225 de la carretera asfaltada a Puerto Villarroel se encuentran incomunicadas por el desborde del río Sajta, según los primeros reportes de viajeros a Santa Cruz desde la zona de conflicto.

"Son centenares de hectáreas entre Valle del Sajta, Izarzama y Puerto Villarroel que están bajo agua entre un metro y medio de altura, a raíz del desborde de los ríos tropicales, que han aumentado su caudal a consecuencia de la persistente lluvia caída en la zona", indicó a Los Tiempos David Rojas, un viajero en tránsito a Santa Cruz, desde la población de Entre Ríos.

Entre las poblaciones anegadas mencionó Imperial, Copacabana, Valle del Sajta, San Andrés, Sub Chichas, Valle Hermoso, Daza Ondarza, Sorpresa, 1 de Agosto, Amanecer, Central Puerto Villarroel, Puerto Bolívar y San Rafael.

Según Rojas, unas 2.000 hectáreas de plantaciones de banano y cientos de viviendas están bajo agua a consecuencia de las intensas lluvias caídas desde la noche del viernes hasta la madrugada del sábado.

"Mucha gente optó por subirse al techo de su vivienda a la espera de que el nivel de aguas baje. Además, centenares de cabezas de ganado vacuno fueron trasladadas a las orillas de la carretera nueva a Santa Cruz, para evitar que se mueran por la cantidad de agua concentrada en sus propiedades", refirió.

Los caminos vecinales, según familias afectadas, no pueden visibilizarse a simple vista porque también están llenos de agua, que se han convertido en pequeños ríos, por donde se estarían desplazando las aguas del río Sajta.

Los pobladores afectados están a la espera de que Defensa Civil y comisiones del Centro de Operaciones de Emergencia (COE) de la Prefectura de Cochabamba puedan ingresar al lugar para poder socorrer a más de dos centenares de familias.

Habilitan accesos

Desde el pasado viernes, una cuadrilla de 20 obreros y maquinaria pesada del Servicio Departamental de Caminos (Sedcam) se encuentran realizando trabajos de rehabilitación en el área de influencia del derrumbado puente Méndez, sobre el Río San Luis, con el propósito de habilitar accesos río abajo y pontones que permitan reanudar las actividades productivas en la región bananera, anegada por la crecida y desborde de los ríos.

La cuadrilla de emergencia viene operando una pala cargadora, dos volquetas y un tractor, en procura de habilitar hasta hoy domingo un paso provisional y un pontón para restablecer las actividades productivas entre las localidades de Ibuelo y Villa Fernández, una región bananera por excelencia, indicó Gustavo Navia, director del Sedcam.

En previsión de cualquier contingencia, la Prefectura del departamento dispuso la evacuación de aproximadamente 70 familias de la etnia Yuracaré asentadas en Puerto Cochabamba y en las márgenes del río "24", un afluente del río Chapare que se desbordó y puso en peligro la vida del grupo originario.

De acuerdo al informe brindado por el Servicio Departamental de Agricultura (Sedag), las lluvias en Puerto Cochabamba derrumbaron una escuela y afectaron aproximadamente mil hectáreas cultivadas de banano, yuca y cítricos, que fueron en parte anegadas y parte "lameadas".

Señaló que en coordinación con Defensa Civil se tiene una comisión en la ciudad de La Paz gestionando la declaratoria de zona de emergencia al trópico cochabambino a fin de obtener recursos o gestionar la colaboración internacional.



Últimas noticias