Nacional

Miércoles 22 de octubre del 2014. Actualizado a las 20h11 (Gmt -4)

Buscar en lostiempos.com

Ed. Impresa

Entre divisiones, paro en Cochabamba

Por Redacción Central - Los Tiempos - 28/11/2007


Una mujer arremete contra el asambleísta Pedro Lima por los sucesos de Sucre, ayer en la Prefectura de Cochabamba. | Dico Soliz - Redacción Central Los Tiempos

Una mujer arremete contra el asambleísta Pedro Lima por los sucesos de Sucre, ayer en la Prefectura de Cochabamba. | Dico Soliz - Redacción Central Los Tiempos

el paro.

En el interior de la Asamblea Cívica también hubo divisiones, pues mientras los sectores radicales demandaban que el paro sea movilizado (que incluía bloqueos y toma de edificios públicos), los conservadores proponían una protesta pacífica. Al final, de la discusión se impuso la tendencia del bloqueo movilizado (pero sin toma de edificios), con el argumento de que "el país vive un momento de decisiones", según lo expuesto por uno de los delegados de los denominados Jóvenes por la Democracia. Con esa decisión, los cívicos, además, dieron por cerrada la polémica con la Prefectura, que el lunes se anticipó en llamar a un paro cívico, cuando ésa es una facultad del Comité. Según estos últimos, la decisión apresurada del gobierno departamental dio pie para que se piense que el Comité Cívico está manejado por la Prefectura.

El paro, según el pronunciamiento, tiene como propósitos "rechazar la aprobación en general de la Constitución Política"; "repudiar las muertes de tres manifestantes en Sucre y las agresiones a la prensa" y "exigir que haya un escenario de diálogo, donde se imponga la razón y no la fuerza". Con la aprobación de los tres puntos se cerró la asamblea y se dejó a criterio de cada organización definir sus acciones de acuerdo con su capacidad.

Los cívicos mantuvieron en reserva su agenda de movilizaciones para hoy y sólo se limitaron a informar que no tienen previsto tomar oficinas públicas ni privadas, como sucedió en otras regiones del país. Sin embargo, el vicepresidente del Comité Cívico, Javier Bellot, expresó que las medidas estarán orientadas a que el paro cívico sea contundente.

A la asamblea asistió una diversidad de gremios como microempresarios textiles, trabajadores del Lloyd Aéreo Boliviano, un par de presentadores de televisión, presidentes de los comités cívicos provinciales, transportistas pesados, la Federación de Juntas Vecinales, el Colegio de Profesionales y delegados de empresas.

Cívicos vetan micrófonos

Antes de que la Asamblea de la Cochabambinidad se dé por inaugurada, los trabajadores de la prensa, que acudieron a cubrir la reunión, fueron maltratados y desalojados del auditorio donde deliberaban los cívicos por órdenes del directorio del Comité, según la explicación que dio la secretaria de la organización. A los camarógrafos se les obligó a apagar sus equipos y a desconectar las unidades móviles, que tenían instaladas en las afueras del Comité. Una vez fuera del auditorio, uno de los afiliados se interpuso en la puerta para que los periodistas no se acerquen.

Luego, la secretaria arremetió contra un periodista de televisión que tomaba nota de la lista de asistentes a la asamblea. "¡Qué está haciendo!, ¡el Comité va a decidir qué información se le da y qué no se les da!", gritó la funcionaria.

La prensa logró entrar a la asamblea, después de que algunos cívicos intercedieron, en vista de que los periodistas comenzaron una protesta en coro.

Policía acuartelada y desarmada

La Policía está acuartelada y desarmada, debido a que, aunque existen planes de contingencia para contrarrestar un disturbio, no existe la suficiente cantidad de insumos para resistir una movilización prolongada, ya que el Gobierno restringió las dotaciones de gases lacrimógenos desde hace más de un año y prohibió que los arsenales militares vendan municiones a los policías, informaron fuentes policiales subalternas.

La molestia generó que los niveles intermedios opten por resguardar sus unidades antes que salir a las calles, debido a que existe el riesgo de que sus estaciones policiales sean tomadas por grupo radicales de las manifestaciones.

A ello se añade un malestar, debido a que trascendió que la Policía quedará disuelta en la nueva Constitución Política y pasará a depender de las Fuerzas Armadas. Algunos uniformados creen que esa propuesta tiene asidero, porque sólo así se explica que el Gobierno deje indefensa a la Policía.

Para estas jornadas de movilización se prevé que los uniformados resistan un eventual conflicto con armamento no letal, sobrante de otras gestiones.

Autotransporte trabaja

La Federación del Autotransporte de Cochabamba, reunida ayer en Ampliado de Secretarios Generales, resolvió no acatar el paro de 24 horas dispuesto para hoy por el Comité Cívico, pero al mismo tiempo repudiar, rechazar y condenar los abusos y excesos cometidos por el Gobierno en la ciudad de Sucre.

"Los transportistas cochabambinos estamos actuando de manera imparcial, no estamos respaldando al Gobierno, mucho menos a la oposición" en el conflicto generado por la aprobación en grande de la nueva Constitución Política del Estado, sostuvo el ejecutivo de la federación, Edgar Zurita.

A tiempo de señalar que hoy todos los servicios del transporte urbano, pesado, interprovincial e interdepartamental de carga y pasajeros, serán normales, demandó de la Policía Departamental garantizar la libre circulación de vehículos públicos, ante posibles desmanes que puedan registrarse por manifestantes afines al Comité Cívico.

"No podemos ingresar al juego que nos quieren meter tanto el oficialismo como la oposición, que buscan sus intereses políticos, partidarios e incluso personales", sostuvo.

Clases y bono suspendidos

Si el transporte público se suma al paro, las clases en el caso de colegios que aún pasan cursos de recuperación y el pago del bono Juancito Pinto en la ciudad de Cochabamba, quedarán suspendidos, declaró ayer el director del Servicio Departamental de Educación (Seduca-Gobierno), Rubén Ustáriz.

El paro, sin embargo, afectará sólo a 18 colegios de la ciudad donde pensaba repartirse el bono de 200 bolivianos a los niños de primaria, y no así en los colegios de provincias donde el pago seguirá siendo regular, declaró Ustáriz, a tiempo de resaltar que la mayoría de los municipios decidió no acatar el paro.

Conforme a esta declaración, la Asociación de Municipios de Cochabamba (de mayoría masista) emitió ayer un pronunciamiento en el que expresa su total respaldo a la aprobación "en grande" de la nueva Constitución, y por tanto su desacuerdo con el paro cívico de hoy.

Entre los municipios que anunciaron que hoy trabajarán con normalidad se halla la de Cercado. Se informó también que la banca y los comercios trabajarán con regularidad.

VARIAS ACTIVIDADES SE SUSPENDEN

CÍvicos vetan micrÓfonos

Antes de que la Asamblea de la Cochabambinidad se dé por inaugurada, los trabajadores de la prensa, que acudieron a cubrir la reunión, fueron maltratados y desalojados del auditorio donde deliberaban los cívicos por órdenes del directorio del Comité, según la explicación que dio la secretaria de la organización. A los camarógrafos se les obligó a apagar sus equipos y a desconectar las unidades móviles, que tenían instaladas en las afueras del Comité. Una vez fuera del auditorio, uno de los afiliados se interpuso en la puerta para que los periodistas no se acerquen.

Luego, la secretaria arremetió contra un periodista de televisión que tomaba nota de la lista de asistentes a la asamblea.  ¡Qué está haciendo!, ¡el Comité va a decidir qué información se le da y qué no se les da! , gritó la funcionaria.

La prensa logró entrar a la asamblea, después de que algunos cívicos intercedieron, en vista de que los periodistas comenzaron una protesta en coro.

PolicÍa acuartelada y desarmada

La Policía está acuartelada y desarmada, debido a que, aunque existen planes de contingencia para contrarrestar un disturbio, no existe la suficiente cantidad de insumos para resistir una movilización prolongada, ya que el Gobierno restringió las dotaciones de gases lacrimógenos desde hace más de un año y prohibió que los arsenales militares vendan municiones a los policías, informaron fuentes policiales subalternas.

La molestia generó que los niveles intermedios opten por resguardar sus unidades antes que salir a las calles, debido a que existe el riesgo de que sus estaciones policiales sean tomadas por grupo radicales de las manifestaciones.

A ello se añade un malestar, debido a que trascendió que la Policía quedará disuelta en la nueva Constitución y pasará a depender de las Fuerzas Armadas. Algunos uniformados creen que esa propuesta tiene asidero, porque sólo así se explica que el Gobierno deje indefensa a la Policía.

Para estas jornadas de movilización se prevé que los uniformados resistan con armamento no letal.

Autotransporte trabaja

La Federación del Autotransporte de Cochabamba, reunida ayer en Ampliado de Secretarios Generales, resolvió no acatar el paro de 24 horas dispuesto para hoy por el Comité Cívico, pero al mismo tiempo repudiar, rechazar y condenar los abusos y excesos cometidos por el Gobierno en la ciudad de Sucre.

 Los transportistas cochabambinos estamos actuando de manera imparcial, no estamos respaldando al Gobierno, mucho menos a la oposición en el conflicto generado por la aprobación en grande de la nueva Constitución, sostuvo el ejecutivo de la federación, Edgar Zurita.

A tiempo de señalar que hoy todos los servicios del transporte urbano, pesado, interprovincial e interdepartamental de carga y pasajeros, serán normales, demandó de la Policía Departamental garantizar la libre circulación de vehículos públicos, ante posibles desmanes que puedan registrarse por manifestantes afines al Comité Cívico.

 No podemos ingresar al juego que nos quieren meter tanto el oficialismo como la oposición , sostuvo.

Clases y bono suspendidos

Si el transporte público se suma al paro, las clases en el caso de colegios que aún pasan cursos de recuperación y el pago del bono Juancito Pinto en la ciudad de Cochabamba, quedarán suspendidos, declaró ayer el director del Servicio Departamental de Educación (Seduca-Gobierno), Rubén Ustáriz.

El paro, sin embargo, afectará sólo a 18 colegios de la ciudad donde pensaba repartirse el bono de 200 bolivianos a los niños de primaria, y no así en los colegios de provincias donde el pago seguirá siendo regular, declaró Ustáriz, a tiempo de resaltar que la mayoría de los municipios decidió no acatar el paro.

Conforme a esta declaración, la Asociación de Municipios de Cochabamba (de mayoría masista) emitió ayer un pronunciamiento en el que expresa su total respaldo a la aprobación  en grande de la nueva Constitución, y por tanto su desacuerdo con el paro cívico de hoy.

Entre los municipios que anunciaron que hoy trabajarán con normalidad se halla la de Cercado.


Últimas noticias