Columnistas

20 de diciembre del 2014. Actualizado a las 18h12 (Gmt -4)

Buscar en lostiempos.com

Ed. Impresa LA NOTICIA DE PERFIL

Evo regala un coliseo

Por Paulovich - 5/03/2013


No es que me hubiera propuesto seguir paso a paso la campaña presidencial de Evo Morales Ayma, sino que el otro día mi pariente espiritual me aconsejó asistir a un hecho notable que se produciría en la ciudad de El Alto como era la inauguración de un coliseo con mayor capacidad que el que tenemos en la ciudad de La Paz.

La obra la entregaría el candidato a la re-re-reelección y además la estrenaría jugando fútbol junto a figuras legendarias de nuestro fútbol, anticipándose a la celebración del aniversario de la creación de dicha ciudad, demostrando así que se trata de un obsequio anticipado del candidato a quien interesa mucho contar con El Alto en las próximas elecciones, pues se trata de una de las grandes plazas en el país.

La cholita cochabambina siempre dispuesta a adherirse a todas las fiestas me convenció de que ambos deberíamos festejar el nuevo aniversario de la creación de la ciudad de El Alto, pues la “ubre” fue alimento de muchos Alcaldes alteños convertidos en millonarios, fue la urbe que albergó muchas de nuestras noches felices que las pasamos bailando en los salones del Naiclú “Malena”. ¿Cómo no alegrarnos si El Alto acababa de recibir un magnífico regalo, cuyo valor sobrepasa los 100 millones de dólares?

Mi comadre que siempre es generosa con este periodista pobre me dijo: “Tengo unos pesitos en mi bolso que guardo bajo mis polleras y a esa platita podría recurrir para invitarle a festejar el aniversario de El Alto”.

Miré con codicia las polleras de mi comadre pensando sobre todo en su bolso siempre gordo de billetes y dije a la cholita: ¡Quién pudiera coger su hermoso bolso depositado en esa región tan bien cuidada! Mi comadre me respondió a su manera: ¡Eso y la cara de Dios no podrá usted ver nunca por codicioso!

Nos fuimos a comer al Warjeta’s Restaurant donde nos sirvieron el plato de la casa que no es otra cosa que un plato preparado a base de piezas digeribles de una cabeza de cerdo, que los cholos paceños llamamos “cuchi-peke”.

Después de comer opíparamente y pensando en el dineral que podría gastar el candidato Evo en su re-re-re-elección, la cholita cochabambina me comunicó que sugeriría a nuestros amigos yatiris (conectados al canciller Choquehuanca) propongan a los “llunkus” de la Asamblea Legislativa la aprobación de una Ley por la cual el aeropuerto del Alto fuera bautizado con el nombre de Aeropuerto Internacional Juan Evo Morales Ayma” aprovechando la circunstancia de que actualmente no lleva el nombre  de ningún  héroe nacional y simplemente es conocido con el nombre de Aeropuerto Internacional de El Alto, como podría ser del Gordo, del Petizo o del Flaco.

Le dije a mi comadre que esa sugerencia me pareció genial y que deberíamos aprovechar esta circunstancia para caerle simpático a quien nos gobernará hasta el año 2025 S.E. o C,  iniciales que quieren decir “Salvo Error o Cansancio” de alguna de las partes.

Me gustó tanto la sugerencia de la cochabambina que no reparé en el momento en que ella extrajo del fondo de sus polleras su bolso lleno de plata con la que pagó la cuenta.


Últimas noticias