Pura pasión: Wilster y Boca en un duelo soñado de la Libertadores

04/03/2019

Yvonne León

37 años después, los hinchas de ambos clubes esperan emocionados este duelo histórico en Cala Cala.

Estar en las mayores alegrías y también en los tragos amargos, de eso se trata.

Los aficionados de  Wilstermann y Boca Juniors se preparan para acompañar a sus equipos en el arranque de su participación en la Copa Libertadores.

El cotejo se realizará mañana en el estadio cochabambino Félix Capriles en una jornada de feriado por el martes de Ch’alla, tradicional del Carnaval boliviano. En ese día, las personas agradecen a la Pachamama y la Madre Tierra por los bienes adquiridos.

La última vez que el club cochabambino y el argentino se enfrentaron fue en la Libertadores de 1982. En ese entonces, el Aviador logró ganar (1-0) en Cochabamba con un gol de Diego Bengolea. En la vuelta, empataron (2-2) en la Bombonera con los goles de Vladimir Soria y Johnny Villarroel.  

37 años después, los hinchas de ambos clubes esperan emocionados este duelo histórico en Cala Cala, pese a que ambos planteles no se encuentran con un desempeño ideal en sus respectivos torneos locales.

No es solo sentarse en la tribuna

Item de menú: 

Como ítem de menú

El encuentro entre ambos planteles es imperdible para los aficionados, quienes ya se encuentran listos para brindar su apoyo una vez más mientras su pasión crece día a día y la trasladan a diferentes ámbitos de su vida.

Texto subtítulo: 

De la pasión por Boca al emprendimiento

Una camiseta blanca, atravesada por una franja amarilla sobre la que figura el número 9 y el apellido Palermo, tiene marcada la firma del exjugador de Boca Juniors. Esta significativa prenda se encuentra enmarcada y descansa en una de las paredes del restaurante Grill La Doce.

“Él llegó hace unos años atrás acá, a Cochabamba, y un amigo de mi hermano estuvo allá. Estuvieron con varias celebridades del fútbol y entre ellas estaba Martín Palermo. Entonces ha sido todo un show robarle la polera, pero hemos logrado que nos la obsequien. Y la tenemos enmarcada porque es el puño y letra de Palermo uno de los máximos ídolos para nosotros”, cuenta Carlos Terrazas Cano, dueño de La Doce.

dsc01658.jpg

La polera autografía de Martín Palermo en La Doce.
Gerardo Bravo

Carlos junto a su hermano Raúl crearon un espacio destinado a la comida criolla y carne a la parrilla, pero lo que los hace diferentes son los detalles dedicado al club argentino, del cual son hinchas hace 20 años. Volcaron su pasión hacia un emprendimiento gastronómico.

Para empezar el nombre de su negocio hace alusión al denominativo de la barra del Xeneize, aunque también el concepto es llegar a quienes les gustan el fútbol.

“Más allá de la temática “bostera”, también inculcamos este tema de la pasión, que se siente por el fútbol. Obviamente la gente que es futbolera, que es muy hincha de un equipo va entender lo que estamos diciendo y justamente va con lo que el jugador número doce eres tú, ¿no?”, explica Carlos.

Vasos, abridores de cerveza, gorras, banderines son algunos de los detalles en amarillo y azul que forman la identidad del lugar, que finaliza con un mural creado con “la idea que refleje a la mítica Bombonera”, el estadio propiedad de Boca Juniors.

“Muchos objetos que tenemos son regalos de la gente que nos conoce, que saben el fanatismo que tenemos”, cuenta Carlos.

 

 

¿Cómo nació la pasión por Boca?

Carlos Bianchi asume la dirección técnica de Boca en 1998 y durante su paso ganó varios torneos llenando de gloria al club y enamorando a las personas, entre ellas a los hermanos Terrazas Cano, niños en esa época y que vivían el fútbol en cada momento de sus vidas.

Carlos y Raúl son hijos del notable exarquero de la selección nacional, César Eduardo Terrazas, quien se destacó durante la década de 1980 y quien mantiene hasta el momento el récord de 909 minutos con un arco invicto.

Peñas reunidas para recibir a Boca

Alrededor de 300 personas de Sucre, Tarija y Santa Cruz estarán en Cochabamba para alentar a Boca.

“Hay una emoción muy grande por parte del fanatismo de Boca Juniors y ahí están demostrando todas las Peñas que están llegando que se están organizando muy bien para tener en el estadio un buen recibimiento”, explica Raúl.

La Peña de Cochabamba es el anfitrión y ya tienen los detalles listos para el encuentro.

Texto subtítulo: 

El Diablito, el hincha que ama a Wilster

Firmas de los jugadores de Wilstermann, algunas quemaduras al encender tubos de colores y huecos por caídas, son condecoraciones sobre una tela de color roja con azul, confeccionada a modo de capa de superhéroe. Esta prenda es el complemento de un atuendo completo dedicado al Aviador: botas, pantalón, una polera del club, un tridente y una máscara con cuernos forman parte de la identidad de "El Diablito", uno de los aficionados más conocidos del club valluno y uno de los pocos que puede acceder a los camarines.

“Soy el hincha número uno del club Jorge Wilstermann”, asevera con entusiasmo José Antonio Paiva. Su pasión surgió un domingo de 1989, cuando su papá lo llevó a un partido que se disputaba contra The Strongest. Esa jornada, el Rojo goleó y ganó el corazón de este niño.

Desde entonces, la pasión lo atrapó, entre alegrías y tristezas. 

 

El 2017, Wilstermann vivió una noche para el olvido. River Plate goleó (8-0) en la vuelta de los cuartos de final de la Libertadores, que se disputó en Buenos Aires.

Esa noche, El Diablito estaba en El Prado observado en las pantallas gigantes lo que ocurría en la Bombonera. La tristeza lo embargó y las lágrimas brotaron desconsoladamente y una fotografía guardó el momento.

2_dep_8-9_lopezzzzzzzz.jpg

José Antonio Paiva llora desconsoladamente durante el partido de Wilster ante River Plate en Argentina por la Copa Libertadores 2017.
Carlos López

“Pese a que me hicieron semejantes memes por todo lado, pero esa foto ha sido muy dolorosa y la recuerdo hasta ahora porque me acuerdo que toda mi familia me abrazó. Llegué a la casa llorando, amanecí llorando. (Me decían) tranquilo es sólo un partido. Esa fue mi peor decepción”, recuerda Paiva.

La esperanza de El Diablito es que, en una futura revancha Wilster gane nuevamente al Millonario, así como lo hizo en el partido de ida con 3-0 en Cochabamba.

“Si clasificamos (en la fase grupos de la Libertadores), automáticamente vamos a jugar con River”, señala.

La mayor alegría que vivió “El Diablito” fue conocer al, ahora exjugador, brasilero Jairzinho en 2015, durante el colocado de la piedra fundamental de las canchas del club y logró que uno de los íconos del Aviador firmara un poster de 1980.

Su mayor sueño es ser presidente del club.

“Sería lo más lindo llegar a ser un dirigente, un presidente del club porque lo amo. Son 28 años de wilstermanista, casi nadie cumple o casi nadie hace saber. Gracias al club por haberme permitido, conocerlos, abrirme sus puertas y enamorarme de mi equipo. Es lo más grande que tengo”, expresa con una sonrisa.

La colección de objetos del Diablito es innumerable, son décadas de historia. Desde pines, poleras autografiadas, portadas de periódicos con las firmas de los jugadores, libros hasta toallas y ceniceros.

whatsapp_image_2019-03-01_at_13.07.58.jpeg

Parte de la colección de José Antonio.
Cortesía del entrevistado

Paiva además tiene un tatuaje con la “W”. El tatoo lo ganó en una rifa organizada para ayudar a los animales rescatados, y es que además de su amor por Wilstermann, “El Diablito” es animalista y es parte de la Asociación Patitas Descalzas.

José Antonio tiene dos mascotas, ambas rescatadas de la calle. Una se llama Olivia y la otra Pulguita, una perrita blanca a la que encontraron sin un ojito parte de un pasado lejano pues ahora es bien cuidada.

Se nota la alegría de José Antonio al mostrar a Pulguita ataviada con una prenda de Wilstermann mientras la abraza.

“El Diablito” ya tiene una máscara nueva para alentar a Wilster en el Capriles, donde acudirá con toda su indumentaria. Sin importar el resultado seguramente será una noche histórica en el escenario de Cala Cala.

Mira las formaciones que usaron Wilstermann y Boca Juniors en sus últimos encuentros en sus torneos locales:

Los últimos encuentros

Item de menú: 

Como ítem de menú

Tanto Wilstermann como Boca Juniors vienen disputando sus torneos locales, cuyo último partido fue el 24 de febrero. Los “bosteros” ganaron (1-0) a Defensa y Justicia, mientras que los “rojos” perdieron (0-2) ante Guabirá.

De los últimos cinco partidos en el torneo Apertura, Wilster perdió 3 y ganó 2. Por su lado, Boca ganó 3, empató 1 y perdió otro de la Superliga Argentina.

Mira la tabla comparativa, aquí:

Wilstermann inicia otro torneo internacional y más allá de cualquier resultado, se escribirá un capítulo en la historia del club rojo. Los hinchas se preparan para acompañar a sus equipos en una noche que promete sabor a gloria.

Créditos redacción: 

Redacción: 
Yvonne León

Créditos fotografía: 

Fotografía: 
Gerardo Bravo, Carlos López, José Rocha

Créditos infografías: 

Infografía: 
Yvonne León

Créditos vídeo: 

Vídeo: 
Gerardo Bravo