Querer perder peso sudando no es lo más adecuado, porque el peso perdido por el sudor es básicamente agua y se recupera tan pronto como nos hidratemos de nuevo.
Personal By Marta Rosado