LA LUCHA Combate entre dos luchadores aficionados de sumo -un hombre y una mujer- como parte del entrenamiento.
EFE/EDURNE MORILLO.