LA MADRE DE TODAS LAS MADRES

Columnas
Publicado el 27/05/2018 a las 0h00

El peso simbólico de la madre en nuestra cultura es arrollador. No sólo por su capacidad natural para traer la vida, sino porque esa condición misma ha inspirado la deificación de la tierra en todas las sociedad agrícolas. La Pachamama es una madre y diosa a la vez. O quizás es diosa porque es madre. Si hacemos un ejercicio semiótico, la tierra es ante todo la madre esencial: Da vida, cobija, protege, enseña y proporciona el sentido de pertenencia; es decir, identidad. ¿Cómo entonces no quedar rendidos ante el impulso de celebrar a la madre? ¿Cómo prescindir de las palabras grandilocuentes para alzarla en los vastos pedestales de la historia? ¿Cómo no caer en la tentación de la santificación de sus virtudes y la construcción del absoluto sino de sus enormes sacrificios? El problema es que la idealización de la madre y las ceremonias cívicas y saberes culturales que repetimos en su homenaje –justo, merecido y elevado– a veces dejan de lado u olvidan una condición propia de toda madre: su carácter humano. Las madres no son símbolos, son seres de carne y hueso, con alma, aroma y deseo, y por eso también se equivocan, cambian, tropiezan, se alborotan y –como todo ser humano que habita en este Planeta– tiene grandezas y debilidades, miserias y misterios, causas y azares, heridas hechas y heridas compartidas y, de vez en cuando, también oscuras maldades y sueños rotos.

Celebrar a las madres debiera ser un acto de pura conciencia afectiva, profundamente familiar e íntimo, una manera de repetir el ciclo vital en la protección de aquello que la madre ha generado: El concepto de hogar. Al volverse una actividad socio-cultural, esta expresión celebratoria y agradecida, suele perderse en los desvaríos de la hipocresía, en la fastuosidad vacía de memorias y quebrantos, en la mera repetición artificial de símbolos que estereotipan, que sucumben a clichés inexactos, que deshumanizan a las madres para rodearlas del aura sagrada de las mitologías. Recordar el carácter humano de las madres es mejor ejercicio conmemorativo. Comprender que sólo las pasiones humanas definen la naturaleza de nuestros roles culturales. Son los odios y las envidias, el hambre y la desesperación, la lujuria y el miedo, la ternura y la violencia, lo que nos hace capaces de ejercer como criaturas pequeñas e imperfectas que somos aunque el destino y la realidad nos conviertan en abuelos, hijos o madres. Desde el principio de todos los tiempos, esa lucha renovadora que desmitifica los roles sociales, ese ejercicio iconoclasta que cuestiona o esa metáfora que reivindica a la madre, que la muestra en toda su expresión humana, que está más allá del arquetipo y del manido discurso de circunstancia, ha encontrado en el arte la máxima de sus expresiones.

Penélope es la madre de todas las madres. Ella espera a Ulises, cierto. Teje y desteje el tiempo y la distancia esperando al hombre y al esposo, pero su espera es también la de la madre que contempla a su hijo Telémaco crecer y madurar. Es una madre que cede a su hijo el designio de la autoridad sobre el hogar y que sufre ante su decisión de partir. Es la madre total que más allá de todo símbolo, sufre, aguanta, maldice y sobrevive. Pero Penélope aparece infinitamente en otros rostros y otros roles. Por ejemplo, la Penélope de Joan Manuel Serrat que espera “con los ojos llenitos de ayer” tan sólo para comprobar que el que llega no es quien se fue. Trágica, sola y desgarrada, esa Penélope continúa su soledad con una frase absoluta: “Tú no eres quien yo espero”. Aunque en esa canción nada nos haga pensar que Penélope es madre, sabemos en el fondo que su inútil espera es precisamente su renuncia a ese pequeño anhelo. Pero Penélope es también la madre que espera al hijo en esa obra maestra de la ternura y la nostalgia que se llama Cinema Paradiso. A esa madre, la guerra le arrebató a su Ulises y la pobreza, el cine y la desilusión luego le arrebatan a su hijo. Pero la madre aguarda su retorno, es guardiana de la memoria, es la fuerza total que sostiene la feliz infancia y la dureza de los tiempos idos. Es el sacrificio y la bronca contenida, es la sabiduría de la experiencia y es el leve atisbo de la conciencia: “Siempre que te llamo –le dice a su hijo pródigo– me contesta una mujer diferente, pero ninguna de ellas en verdad te quiere”.  Erróneamente asumimos la falacia de que madre hay una sola, pues cada madre es la construcción de mil rostros, de mil anhelos, de mil plegarias y de mil equívocos. Como Penélope, cada madre es un abismo insondable, una humanidad imperfecta una presencia sublime, una pasión absoluta.

 

 

Xavier Jordán A.

Comunicador

xordanov@gmail.com

Facebook: Xavier Jordán A.

Tus comentarios

Más en Columnas

El Internet nos unió y acercó a quienes tenemos lejos; paradójicamente, también nos alejó y nos separó de quienes tenemos cerca. Como profesional, existen...
La muerte nos duele, claro, nos recuerda lo finito del tiempo y la insignificancia del ser humano frente a la inmensa naturaleza. Nos envuelve en su manto de...
Cuando algo invade la mente y tratas de darle forma, poniéndole palabras que juntas expresen una idea que otros la comprendan, entonces valoras cada libro...

Baltasar Gracián, en El Criticón, cuenta un chiste superlativo. Su personaje, Crítilo, luego de dar una lección a su interlocutor en la que le explica que pese a no tener ni colmillos, ni garras, ni...
Baltasar Gracián, en El Criticón, cuenta un chiste superlativo. Su personaje, Crítilo, luego de dar una lección a su interlocutor en la que le explica que pese a no tener ni colmillos, ni garras, ni...
Hoy escribo como mamá y no como profesional; profesionales hay muchos, en todos los campos y cada vez con mayores competencias y dispuestos a seguir aprendiendo nuevas cosas, asistiendo a más cursos...
El 28 de agosto 1963, doscientas mil personas juntas (Washington, D.C.) todos con la misma idea en mente y aportando con su presencia en señal de estar en pro de los derechos civiles para los negros...

En Portada
Dos personas fallecidas de sexo femenino y por lo menos una decena de heridos dejó una “avalancha humana” producida la noche de ayer en inmediaciones del Campo...
Un día como hoy 18 de noviembre en 1842, el gobierno del Mariscal de Ingavi José Ballivián creó por Decreto Supremo el departamento de Beni. Es el segundo más...

Mientras se asignan 37 millones de bolivianos para la primera fase del nuevo edificio de la Gobernación —los primeros 7 este año—, al menos tres proyectos de...
El barco "Seabed Constructor" de la empresa estadounidense Ocean Infinity comenzó hoy su viaje a Ciudad del Cabo (Sudáfrica) una vez cumplida la búsqueda del...
El hormigonado de la vía en placa sobre los 42 kilómetros que atravesarán las líneas del Tren Metropolitano requerirá al menos seis meses. Al respecto, el...
Con las elecciones primarias a la vuelta de la esquina, las organizaciones políticas y los líderes políticos intensifican su movimiento y uno de los retos es...

Actualidad
Un nuevo grupo de unos 200 migrantes salvadoreños iniciaron hoy su camino hacia Estados Unidos, con la esperanza de...
Un día como hoy 18 de noviembre en 1842, el gobierno del Mariscal de Ingavi José Ballivián creó por Decreto Supremo el...
Dos personas fallecidas de sexo femenino y por lo menos una decena de heridos dejó una “avalancha humana” producida la...
Llueve en Mar del Plata. Reunidos frente a un pequeño televisor ayer en un hotel, familiares de los 44 tripulantes del...

Deportes
Bolivia tiene asegurada su presencia en al menos seis disciplinas en los XVIII Juegos Panamericanos Lima 2019, que se...
Las tenistas bolivianas Sofía Taborga (16 años) y Catalina Padilla (14 años) se consolidaron ayer como campeonas...
Hoy, desde las 17:15, el estadio Félix Capriles vivirá el episodio 142 del clásico cochabambino, en el que Aurora y...
Se acabó el sueño. Universitario de Vinto perdió ayer 6-2 con Always Ready en el estadio Municipal de Villa Ingenio, en...

Tendencias
La empresa de telefonía Tigo está entre las mejores empresas de la región.
En conmemoración al día mundial de la salteña que se celebró el 10 de noviembre, se realizará un festival mañana que...
Ligados a la tecnología, renuentes a la participación política formal, testigos de un solo Gobierno, interesados por...
Las salsas y aderezos pueden ser causantes de desequilibrios nutricionales y de excesos calóricos en muchos platos, sin...

Doble Click
Este 20 de noviembre se inaugura la muestra del artista chuquisaqueño José Carlos Auza, en el Salón del Centro Simón I...
A Reynaldo Pacheco muchos lo recordarán por el excelente papel que interpretó en la película americana “Our Brand is...
1. Juan Carlos Valdivia dice que con Søren cierra una trilogía: aquella que forman, además, Zona Sur (2009) e Yvy...
Los prototipos cochabambinos Eddy y Ozel V 3.0 se consagraron como campeones del Grand Prix Solar 2018 tras realizar un...