La agricultura por contrato en Bolivia

Columna
Publicado el 19/05/2017

La agricultura por contrato es una relación jurídica de prestaciones recíprocas, donde un comprador otorga a un agricultor los anticipos, insumos, y asistencia técnica necesarios, para asegurarse cultivos en la calidad y cantidad deseadas. Este mecanismo transaccional ha probado ser una herramienta útil para el desarrollo rural, porque  integra a los agricultores a los mercados, y les permite mejorar rendimientos en sus cultivos e ingresos. A su vez, es una forma menos invasiva de inversión que la adquisición de tierras, porque los agricultores mantienen la propiedad de la tierra como su principal capital de trabajo y la base de su identidad.

Bajo un esquema exitoso, los productos agrícolas alcanzan los estándares requeridos para comercializar su producción en mercados internacionales a un precio sustancialmente más alto, con certificaciones como  “fair trade”, producto orgánico, o el cumplimiento de condiciones laborales justas.

Los contratos agrícolas (sean verbales o escritos) son usados por millones de pequeños y medianos agricultores en el mundo, quienes suelen organizarse en asociaciones cooperativas para tener mayor capacidad comercial. En el 2012, la ONU declaró el Año Internacional de las Cooperativas, señalando su importancia como un medio esencial para mejorar la seguridad alimentaria, la reducción de la pobreza, la creación de empleo y oportunidades.

Si bien los esfuerzos para mejorar la seguridad alimentaria y el nivel de vida de los agricultores suelen centrarse en aspectos económicos, la agricultura por contrato permite concentrarse también en un componente jurídico. En tal sentido, el Instituto Internacional para la Unificación del Derecho Privado-Unidroit promulgó, junto a la IFAD y a la FAO, las Directrices Legales sobre Agricultura por Contrato (2015), que permiten mejorar las relaciones contractuales entre productores y agricultores.

En la mayoría de los países, la agricultura por contrato no está regulada, y en Bolivia, la única regulación específica se halla en el sector cañero, donde los zafreros otorgan su producción a un ingenio, a través del denominado contrato de maquila, que les permite retener el derecho propietario de la caña durante todo su proceso de transformación, para acordar un precio de venta futuro en negociaciones colectivas (ley del Complejo Productivo de la Caña de Azúcar, y Decreto Supremo reglamentario Nº 1554). La regulación en otros sectores podría ser beneficiosa, como en el sector lechero y soyero, donde existen muchos productores y pocos compradores, con potenciales vulneraciones a la equidad contractual y el derecho a la competencia.  A la vez, en el altiplano, donde la agricultura está dominada por asociaciones campesinas de pequeños y medianos productores indígenas, las relaciones contractuales están inmersas en la complejidad de las diferencias culturales entre productores y compradores.

En general, el modelo de Estado boliviano busca rehabilitar y preservar (al menos en teoría) los usos y costumbres indígenas y campesinos. En tal sentido, a partir de la Constitución se han promulgado normas —como la ley Marco de Autonomías y Descentralización, la Ley de Revolución Productiva Comunitaria Agropecuaria, o la Ley de Organizaciones Económicas Campesinas, Indígena Originarias y de Organizaciones Económicas Comunitarias— para articular un modelo de economía plural y de pluralismo jurídico, que busca reconocer formas alternativas de producción y asociación, y auto-determinación jurídica. Asimismo, el Estado ha promulgado regulación medioambiental, como la Ley de los Derechos de la Madre Tierra, que determina al ecosistema como un sujeto de derecho.

En nuestro ordenamiento jurídico, los contratos agrícolas de venta futura pueden servir como medios de garantía crediticia, y las entidades financieras están obligadas a otorgar créditos a productores agrícolas pequeños y medianos. No obstante los esfuerzos en el financiamiento de la actividad agrícola en Bolivia, se mantiene un obstáculo central, que es la inseguridad jurídica en la tenencia de la tierra, y la dificultad de usarla como garantía de crédito. Esto sucede por la poca coordinación entre entidades estatales que se encargan del registro propietario, las cuales carecen de un manejo competente de información, y la imposibilidad de usar la pequeña propiedad rural como garantía, dado que la Constitución establece su inembargabilidad.

 

El autor es abogado 

Columnas de JOSÉ MANUEL CANELAS SCHÜTT

07/02/2019
La escena tiene lugar en una suerte de galpón, como en muchos otros casos similares. Hace su entrada un paisano de sombrero llevando a tiro un alazán de raza...
01/07/2017
El derecho internacional privado regula las relaciones jurídicas internacionales que no son de derecho público. Esto incluye aspectos civiles, comerciales, e...
22/07/2016
En este mes se cumplen 10 años de la muerte de mi padre, el periodista Jorge Enrique Canelas Sáenz, reorganizador y director del extinto diario Última Hora,...
07/04/2016
Hoy en día todo se sabe gracias a la tecnología, pero a medias. Los bolivianos tenemos la sensación de que conocemos muy poco de la verdad (la punta del...

Más en Puntos de Vista

BARLAMENTOS
WINSTON ESTREMADOIRO
22/11/2019
DESDE LA TIERRA
LUPE CAJÍAS
22/11/2019
OPINIONES DE UN ESCRIBIDOR
BERNARDO ELLEFSEN
22/11/2019
ESCENARIO GLOBAL
ALBERTO ZELADA CASTEDO
22/11/2019
COLUMNA LUMINOSA
MAURICIO AIRA
22/11/2019
CATALINA RODRIGO MACHICAO
22/11/2019
En Portada
Las bancadas de Unidad Demócrata (UD), Movimiento Al Socialismo (MAS) y Partido Demócrata Cristiano (PDC)
Con ocho ataúdes adelante, una multitudinaria marcha descendió ayer desde la zona Senkata, de El Alto, hasta el centro paceño

El munícipe José María Leyes (Demócrata) aún no podrá volver a la Alcaldía de Cochabamba, debido a que la Sala Penal Segunda rechazó ayer su solicitud
Setenta empresas que operan en el Parque Industrial Santiváñez se ven impedidas de operar debido a los bloqueos instalados alrededor del complejo
La tensión en varias poblaciones de Cochabamba por el bloqueo de carreteras continúa. En Capinota, Parotani y Punata
La Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc) de La Paz aprehendió ayer al vicepresidente nacional del Movimiento Al Socialismo (MAS), Gerardo García

Actualidad
El presidente colombiano, Iván Duque, manifestó que en las multitudinarias protestas en contra de las políticas de su...
El gobierno de Ecuador insistió en su plan de fijar impuestos a las bolsas de plástico y la telefonía celular personal...
Dos radioemisoras de la ciudad de Caranavi, distante a 156 kilómetros de La Paz, y sus periodistas fueron amenazados...
La tensión en varias poblaciones de Cochabamba por el bloqueo de carreteras continúa. En Capinota, Parotani y Punata

Deportes
El torneo Clausura de la División Profesional se reanudará este domingo 24 de noviembre, luego de 35 días
La coyuntura del país hace que el fútbol de ascenso también prolongue su definición a semifinales de la Copa Simón...
River Plate nunca le ha ganado a Flamengo por la Copa Libertadores
El Comité Olímpico Boliviano (COB) y el Comité Organizador de los I Juegos Bolivarianos de la Juventud Sucre 2020 (...

Tendencias
La piel cambia con la edad. Se pone más delgada, pierde grasa y elasticidad y ya no se la ve tan lozana y lisa como...
La primavera es para muchas personas sinónimo de sol y paseos en el campo, para otras —quienes tienen alergias— es...
Una misión científica internacional financiada por la NASA ha llegado este jueves a la isla griega de Santorini con la...

Doble Click
El reconocido artista orureño Marcos Puña se reunirá nuevamente con el público cochabambino en un concierto que se...
La octava edición del Festival Reel Time de Washington incluye en su programación dos películas bolivianas
Joaquín Sabina es uno de esos artistas capaces de poner a todo el mundo de acuerdo. No importa ser viejo o joven,...
El cantante venezolano Carlos Baute, mediante un video difundido a través de sus redes sociales felicitó a los...