Semblanzas y pinceladas sobre el personaje Roberto Valcárcel

Cultura
Publicado el 24/10/2021 a las 0h10
ESCUCHA LA NOTICIA

Jorge Luna Ortuño

Roberto Martin Gustavo Valcárcel Moller-Hertz era muchos en sí mismo. Una de las ficciones con las que operaba era la de ser él mismo un autor. Recorriendo su prolífica obra de más de cuatro décadas, se aprecia una gran cantidad de líneas de trabajo abiertas, en las que se desenvolvió con dominio —pintura, instalación, objeto encontrado, dibujo sobre madera, acrílico sobre paneles recortados, pintura látex sobre su cuerpo, tinta sobre papel y más—. ¿Era un solo hombre el que produjo toda esa variedad de obras, temas, enfoques y lenguajes en múltiples soportes? ¿O se trataba más bien de alguien que operaba al modo de Jean Luc Godard: “como una oficina de producción”?

El historiador Pedro Querejazu, en el catálogo de la exposición de Valcárcel “Casas”, que se realizó del 29 de junio al 18 de julio de 1989 en la Galería Arte Único (La Paz), ya hacía notar la pluralidad de facetas del artista. No obstante ello, creía encontrar una temática común: el drama del hombre expresado en los rostros humanos. Sin embargo, con el tiempo Valcárcel continuó ampliando este bagaje de temas movido por su máxima premisa: contagiar una concepción expandida del arte, ampliar sus márgenes en el contexto local.

Cada una de las exhibiciones de Valcárcel era también testimonio de los avances en su laboratorio continuo de experimentaciones, llamado “cuerpo de obra”. Para ello necesitaba que lo dejen solo, quería trabajar, desdoblarse. Se inició en 1977 con las obras de torturados, pintura hiperrealista sobre madera de embalajes desechados, pasando por “Campo de alcachofas” en 1980, hasta las acciones artísticas pintando su cuerpo de colores, por ejemplo en “Verde Viacha”. Y luego los “Ovnis”, también los “Rostros-casas”. Valcárcel recuerda que en la primera Bienal de San Pablo que asistió representando a Bolivia, un artista brasileño que admiraba le dio su opinión sobre los torturados pintados hiperrealistamente: “No puedes representar el dolor humano de manera bella”. Desde entonces entendió que ese no era un camino viable, por ello pasó a otra cosa, y no volvió al tema.

Era un solitario, que convivía con la sensación de cierto aprisionamiento, de cierta inadaptación, una especie de ramificación del sentimiento “beat”, popularizado después por lo hippies en los 60´s. Valcárcel era un poco un hippie, y un poco un aburguesado, vivía entre esa tensión, sin embargo se fue paulatinamente camuflando en la sociedad, haciendo sus “concesiones para funcionar en el sistema”, como él decía. No lo describiría como un outsider y sí mucho más como un subterráneo. Quienes hayan leído “El hombre que amaba a Amy Winehouse”, de Julio Barriga, o la novela corta “Bartleby”, de Herman Melville, entenderán a qué me refiero.

Valcárcel pensaba el sistema desde adentro, era algo oscuro y desencantado, políticamente cínico, difícil verlo como un clásico hombre de izquierdas, pero en todo caso, le atraía más impulsar el movimiento, el cambio en las ideas, el repudio hacia cualquier adoctrinamiento, y lo frustraba la dirección que veía había tomado el barco del sistema en Bolivia. Libertad era su estandarte, lo cual traducía como: dedicarse prioritariamente a hacer crecer su obra. Tatiana Fernández, catedrática en la Universidad de Brasilia, considera que Valcárcel hacía de sus clases en la universidad y en sus talleres, un espacio expandido de su práctica artística, como si fueran performances particulares con efectos verdaderos dentro de una institución educativa.

Los ensayos “La muerte del autor” (1968) de Roland Barthes y “¿Qué es un autor?” (1969) de Michel Foucault eran citados de pasada por Valcárcel en sus clases de creatividad como referencias rápidas, y sin embargo eran fundamentales para leerlo y leer su obra. Barthes veía la obra de arte o el texto como un ensamble de ideas no originales que operan en relación con otras, lo cual se oponía a la tradicional idea de que el artista era el punto de inicio, o el origen de la creación de algo original. En ese mismo plano, Foucault señalaba que el autor era en realidad una función, que existía para darle al lector la facilidad de localizar una supuesta voz solitaria que gobierna el texto o la obra entera; la función-autor es la de cortar y pegar una plétora de ideas no originales, la de clasificar esas diferentes ideas y voces “separando unas de otras, definiendo su forma y caracterizando su modo de existencia”.

Valcárcel tuvo también su faceta de posproductor. Los trabajos de inspiración dadaísta, con objetos encontrados, son una parte clave de su proceso. Enfatizaba en el hecho de que no estaba descubriendo la pólvora, sino que estaba sintetizando una serie de ideas que ya habían sido lanzadas al mundo por otros. En cuanto a su faceta de artista, hablaba de sí mismo como se habla de un grupo o de un colectivo más que de una persona; se autodenominaba “Producciones Valcárcel”. Era como si él mismo se considerara una institución ficticia con jurisdicción abierta en diversos territorios de la imaginación.

En la serie dedicada a los “Multicuadros”, desarrolla la idea y se declara poseedor de múltiples personalidades. “Cada una de ellas se expresa mediante un lenguaje artístico propio y participa en la realización de obras grupales denominadas multicuadros”. (Valcárcel: 2008, p. 284).

Explica también que los artistas que componen “Valcárcel Producciones” son de diferentes nacionalidades y géneros: Bob Martin (USA) es la voz del realismo, Hans Kopplack (ALE) ve la parte geométrica, Antonio Raffaelo (ITA) es el expresionista, Nadja Otterova (RUS) es fotógrafa, y Waldo Moffat (Gran Bretaña) es el artista conceptual. Menciona también con menor protagonismo a Max Poma (BOL) que se encarga de las acciones e intervenciones urbanas, y a Yuri Nitram (JAP) que según su relato muere de Sida en San Pablo en 1991.

“Producciones Valcárcel” era en este sentido el pseudónimo de los personajes, las voces y las aproximaciones que habitaban a Roberto Valcárcel, el hombre adulto homosexual blanco de ascendencia alemana nacido en La Paz que prefería vivir acompañado únicamente de su perro salchicha negro y rodeado de cientos de objetos extraños y polisémicos emplazados por todas partes.

Tus comentarios

En Portada
El presidente Luis Arce Catacora advirtió que la marcha convocada por el Movimiento Al Socialismo (MAS) es el inicio de la defensa de su mandato y el voto...
La Alcaldía de Cochabamba confirmó este lunes la realización de una nueva jornada del Día del Peatón para el domingo 5 de diciembre pese a la cuarta ola y...

El juez cuarto de ejecución penal Abraham Aguirre Romero emitió este lunes un mandamiento de “libertad condicional” en favor de Gabriela Zapata, señala un...
El secretario ejecutivo de la Central Obrera Boliviana (COB) Juan Carlos Huarachi, advirtió este lunes, en el cabildo de la marcha del MAS en La Paz, que las...
La Fiscalía presentó este lunes la acusación formal para ir a juicio contra Jeanine Áñez y exjefes de la Policía y Fuerzas Armadas, acusados en el caso...
El gobernador de Cochabamba, Humberto Sánchez, participó este lunes de la marcha del MAS por la defensa de la democracia que se concentró en La Paz, según...

Actualidad
La Alcaldía de Cochabamba confirmó este lunes la realización de una nueva jornada del Día del Peatón para el domingo 5...
El gobernador de Cochabamba, Humberto Sánchez, participó este lunes de la marcha del MAS por la defensa de la...
Decenas de familia del municipio de Cliza están aisladas debido a que el agua del desborde de dos ríos dejó este lunes...
La Asociación de Transporte Mixto Especial de Punata mantiene este lunes el bloqueo en el Cruce a Tarata exigiendo que...

Deportes
La española del Barcelona Alexia Putellas ganó este lunes el Balón de Oro femenino, que la revista France Football...
El argentino Lionel Messi, actualmente en el París Saint-Germain, se alzó este lunes con el Balón de Oro de la revista...
29/11/2021 Entretiempo
Cumplida la quinta fecha del Campeonato Nacional de motociclismo, el corredor Brandon Guzmán, representante de Montero...
El orureño Daniel Titichoca y la cochabambina Daniela Cordero fueron los ganadores de la segunda fecha del Grand Prix...

Tendencias
Los primeros casos de sida se describieron en 1981 y no fue hasta 1983 cuando el laboratorio de Luc Montagnier aisló e...
El Mars 2 y Mars 3, gemelos, fueron lanzados en mayo de 1971 con solo nueve días de diferencia y estaban integrados por...
El tiempo avanza siempre hacia adelante, al menos en el mundo clásico, pero es una afirmación que no tiene por qué...
Los mercados de Cochabamba tienen una variedad de ofertas y estilos de adornos para la Navidad. Los Tiempos visitó...

Doble Click
Antes de que finalice el Aya Mark’ay killa = noviembre, quiero rememorar la muerte de Alfredo Medrano Rodríguez, que...
Faltan 17 días para el estreno de “Spider Man: No Way Home” y las salas de cine en Cochabamba inician en esta jornada...
El grupo se aleja de los sonidos de la música urbana que han abrazado en los últimos años con este tema, en el que "...
Un episodio de la serie animada estadounidense Los Simpson, en el cual la familia visita la Plaza de Tiananmen en Pekín...