A 21 años de la Guerra del Agua, no se atiende 5 demandas de regantes

19/04/2021
Olvido. Un de los sectores que impulsó la lucha contra la privatización de los recursos hídricos no tiene fondos para regar más de 10 mil hectáreas de tierras productivas ni proyectos para enfrentar sequías

Cristina Cotari

A 21 años de la “Guerra del Agua,” los regantes identificaron al menos cinco demandas que no fueron atendidas por autoridades nacionales y departamentales, pese a que el sector fue uno de los actores que lideró el movimiento contra la privatización del recurso hídrico en abril del 2000.

Líderes y expertos en acceso al agua indicaron que entre  los compromisos pendientes  están: la construcción de ductos de riego en  el eje metropolitano para utilizar el agua almacenada en  Misicuni, el emplazamiento de proyectos de impacto  como la represa de  Q’omer Qocha para solucionar el déficit del líquido vital  en valle alto y la postergación de la aprobación de una ley de agua, que reconozca como derecho fundamentalísimo  este servicio básico.

Además, añadieron que  entre los temas a priorizar también está el fortalecimiento de instituciones creadas para mejorar las condiciones de acceso a este servicio y  la aplicación de políticas públicas para frenar el avasallamiento de tierras productivas.

Daniel James

Poco avance

“Se avanzó muy poco, primero porque tenemos una norma del agua que está vigente desde 1906, pese a que en enero de 2011 hemos entregado, a la Cámara de Senadores y Diputados en un acto público, un proyecto ley que declara el agua como derecho fundamentalísimo y reconoce los usos y costumbres de las cooperativas y comités de agua potable y riego”, afirmó el representante del Comité de Defensa de las Tierras Agrícolas, Omar Fernández.

Cuestionó que las problemáticas  de cobertura y acceso  seguro al agua pasen a segundo plano y se prioricen obras como el tren metropolitano, que requieren  más inversión.

“Nos sorprende que se ejecute el tren con 447 millones de dólares cuando la inversión para la construcción de canales de riego, aducciones para la zona sur de la ciudad y de todo el eje metropolitano no pasa de los 250 millones de dólares”, aseveró.

Fernández dijo que la dejadez de las autoridades de turno pone en riesgo 10 mil hectáreas de tierras agrícolas, que aún existen en los valles.

Por su parte, el presidente de la Federación Departamental de Regantes (Fedecor), Ramiro Gutiérrez,  puntualizó que el sector está preocupado porque el cambio climático está secando vertientes y otras fuentes para captar agua.

 

Los Tiempos

Además, subrayó que la implementación de pequeños sistemas de riego, como los de aspersión y atajados, ya no son suficientes para resolver las problemáticas que se generan por la falta de lluvias.

“Gracias a la Guerra del Agua se crearon el Ministerio de Medio Ambiente y los servicios de riego. Estamos insistiendo con esas instancias que gestionen financiamiento, tienen que encaminar ese proyecto; caso contrario tendremos nuevamente que salir a protestar a calles”, remarcó.

Desde la Gobernación alertaron que este año 10 municipios sufrirán por falta de agua para riego. En la ciudad la zona más afectada es La Maica, donde la producción de maíz y forraje están en riesgo por falta de agua para riego.

No hay uso eficiente de las fuentes de agua

El investigador y sociólogo, Fernando Salazar, indicó que se  tiene un problema mayor relacionado con el uso eficiente de fuentes de agua.

Señaló como ejemplo la falta de aprovechamiento de las aguas que rebalsan en la represa de Corani y en el caso de Misicuni el desfogue de 100 millones de metros cúbicos al río Rocha y a afluentes de la cuenca del trópico.

“Debemos, nuevamente, sentarnos a discutir el uso de las aguas en mesas de trabajo con participación de la universidad, no esperar cinco meses o grandes inversiones, podemos utilizar los canales que tienen los regantes para aprovechar Misicuni”, planteó.

Se están loteando las áreas agrícolas, Elfec está modificando las tarifas agropecuarias para los pozos de riego, estamos retrocediendo.

Omar Fernández

Rpte. Comité de Tierras

Tenemos una presa de 174 millones de metros cúbicos, pero desde hace dos años eso se echa al río por falta de voluntad política.

Fernando Salazar

Sociólogo

Necesitamos que se construya un proyecto similar a Misicuni en el valle alto, para eso necesitamos unos Bs 200 millones. 

Ramiro Gutiérrez

Dirigente Fedecor

Este año vamos a sacar una sola vez agua para regar. Con esa cantidad no se puede garantizar la producción.

Vladimir de la Barra

Regante de La Angostura

Créditos redacción: 

Periodista: 
Cristina Cotari