Delta, vacunación y bioseguridad influirán en la cuarta ola en Bolivia

30/08/2021

Yvonne León

Los especialistas consideran que el porcentaje de vacunados y el incumplimiento de las medidas de bioseguridad repercutirán, en mayor o menor impacto, en una eventual cuarta ola de contagios de Covid-19 en el país, además que la probabilidad del ingreso de la variante delta podría acelerar la cantidad de casos. Mientras que aún se tiene escollos en el sistema de salud como la falta de contratos del personal médico.

El Ministerio de Salud hace énfasis en la inoculación como estrategia para contener la pandemia, y a pesar de la disponibilidad de vacunas, sólo el 51% de la población vacunable en Bolivia cuenta con la primera dosis de la vacuna y el 34.5% completó el esquema; aún falta para llegar a cubrir el 70% que permite inmunización de rebaño antes que inicie la cuarta ola, que está prevista entre la segunda semana de septiembre o principios de octubre. Mientras que los municipios flexibilizaron las restricciones y parte de la población redujo las medidas de bioseguridad.

Vacunación

Disminución de la afluencia de personas en los centros de vacunación.
Carlos López

Durante el reporte de la semana epidemiológica 33, el ministro de Salud, Jeyson Auza, advirtió que el 90% de los pacientes, que se encuentran en terapia intensiva, son personas no vacunadas y que el otro 10% es población con patología de base. 

“La cuarta ola, si se da esta cuarta ola, va a corresponder solamente a aquellos que no se han vacunado, no es exagerar; la cuarta ola va a ser de aquellos que no han recibido la vacuna”, aseveró Auza en otra conferencia de prensa.

Durante los últimos días, se evidenció una disminución de la población que acude a los centros de vacunación, el ministro Auza dijo que es necesario realizar ajustes a las campañas y reiteró que es necesario llegar al 70% de inmunización.

Aceleradores del rebrote

Item de menú: 

Como ítem de menú

El porcentaje de no vacunados, el incumplimiento del uso del barbijo y protocolos de bioseguridad, las aglomeraciones y la posibilidad de la presencia de variante son factores que acelerarían la proximidad de un rebrote.

“En la primera, la segunda ola, la gente tenía un 90 a 95% uso de barbijo, hoy en día no llega a un 50%. Las aglomeraciones que han aumentado y (existe) la liberación de todas las actividades indiscriminadamente”, observó el presidente del Colegio Médico de Cochabamba, Alvin Siles, y añadió que el colegiado envió una carta a las autoridades cochabambinas con observaciones respecto a las flexibilizaciones y el incumplimiento de protocolos de bioseguridad.

 

Por su parte, el exjefe de Epidemiología del Sedes de Cochabamba, Yercin Mamani, indicó que el departamento recién superó la mitad de la vacunación en la población meta y que la otra parte es un grupo susceptible a enfermar.

Rubén Castillo, jefe de Epidemiología del Sedes, indicó que la variante delta podría ingresar en las siguientes semanas al país debido a que se encuentra circulando en la región, pero afirmó que se realiza vigilancia epidemiológica al respecto.

El presidente del Colegio Médico, Luis Larrea, señaló que, si la cuarta ola se da con la variante delta, la cantidad de contagios podrían ser mayor que el de la tercera ola, que alcanzó su pico máximo en mayo colapsando el sistema de salud y provocando escases de medicinas y oxígeno medicinal, que contribuyó a la aparición de un mercado negro de insumos.

 

¿La fecha del nuevo rebrote?  Las proyecciones de los especialistas señalan que iniciaría entre la segunda semana de septiembre a mediados de octubre. Por su parte la viceministra de Salud, Alejandra Hidalgo, en contacto con Red

Uno, indicó que los estudios señalan que la cuarta ola llegaría finales de septiembre, sin embargo, recordó que los datos son dinámicos y pueden ir cambiando.

 

Tras el embate de la tercera ola, ¿cómo está el sistema de salud? La viceministra Hidalgo aseguró que el Ministerio de Salud desembolsó recursos financieros para los hospitales de tercer nivel y que a través de estos “se pueda garantizar la presencia de medicamentos, insumos y oxígeno”.

En contraste, Larrea señaló que los hospitales, terapias intensivas, los contratos con el personal de salud y dotación de medicamentos, no han cambiado en comparación a la tercera ola. Añadió que el país aún no reúne las condiciones de una buena inmunización. El especialista pidió a la población que se vacune, evite las aglomeraciones y cumpla con las medidas de bioseguridad.

“No estamos hablando cosas, como dicen, de mal agüero, estamos hablando la realidad que va a pasar en el país”, apuntó.

Créditos redacción: 

Redacción: 
Yvonne León

Créditos fotografía: 

Fotografia: 
Daniel James