Bolivia, ¿potencia manufacturera e importadora de petróleo?

Columna
DESDE LOS COLUMNISTAS
Publicado el 04/07/2022

En el primer cuatrimestre de 2022, se han revelado dos hechos en el sector externo y cuyos impactos globales en la economía boliviana podrían ser muy significativos. Primero, hablamos de que por primera vez, en 30 años, se ha producido un déficit en la balanza comercial energética. Es decir que Bolivia, en abril de este año del Señor, gastó más en importaciones de diésel y gasolina que los ingresos que vinieron de la exportación del gas natural. ¿Se hace realidad la pesadilla de convertirnos en un país importador de petróleo e inclusive de gas?

El otro hecho significativo es que las exportaciones manufacturas alcanzaron un récord, en el primer cuatrimestre de 2022. ¿Se cumple el sueño de la industrialización, donde Bolivia exporta más bienes manufacturados que productos primarios?

Vamos por partes, como recomienda el descuartizador. En 2014, las exportaciones de gas natural llegaron a 6.595 millones de dólares. Las importaciones de derivados de petróleo, en ese mismo año, eran de 1.000 millones de dólares; el superávit llegó a friolera de 5.595 millones de dólares. En 2021, las exportaciones de gas bajaron a 2.269 millones de dólares y las compras de diésel y gasolina alcanzaron a 2.250 millones de dólares; el superávit fue tan sólo de 19 millones de dólares. La cosa ya estaba complicada. En el primer cuatrimestre de 2022, el déficit de comercio energético fue de 74 millones de dólares. Las importaciones de combustibles fueron de 985 millones de dólares y las exportaciones de 911 millones de dólares.

En 2014, la renta total del sector (Impuesto Directo a los Hidrocarburos, IDH, regalías y otros) llegó 5.777,2 millones de dólares o el 47% del total de ingresos del Estado. En 2019, estos tributos llegaron a 2.347 millones de dólares o el 21% del total de recaudaciones del Estado. La gallina de los huevos de oro entraba en decadencia.

Es probable que en los próximos meses esta tendencia se revierta parcialmente. Pero debido a la falta de producción de gas natural estamos frente a un declive estructural. En 2015, Bolivia producía 60,3 millones de metros cúbicos por día (MMCD); hasta fines de 2022 se estima que la producción de gas natural no será superior a 42 MMCD. La escasez del energético se debe sobre todo a la falta de exploración. En 2002, se exploraron 28 pozos. Entre el 2006 y 2017, se perforaron, en promedio, solamente 5,5 por año. En suma, de no revertirse esta tendencia con una nueva política energética, el gas se está haciendo gas y Bolivia va camino a convertirse en un importador de energía. 

En 2021, los minerales han superado, en exportaciones, al gas natural. Alcanzaron a 2.650 millones de dólares. Sin embargo, en 2022 se produjo una exportación récord de manufacturas de 2.145 millones de dólares, lo que llevó al Gobierno a insinuar que esto sería resultado de su política de substitución de importaciones, los primeros pasos de un proceso de industrialización. No tan rápido. Es un exceso conceptual llamar a la torta de soya (544,5 millones de dólares), el oro metálico (821,4 millones de dólares) y el estaño metálico (264,9 millones de dólares) como manufacturas. Más cercano a la realidad es hablar de productos no tradicionales. Se trata de bienes primarios y alimentos con mínimo valor agregado. Los tres productos representaban el 76% del total. Además, estos resultados reflejan un fuerte efecto precio pero también, aunque en segunda escala, un efecto volumen. Debido a la invasión rusa a Ucrania, los precios de los alimentos y los minerales están en los cielos.¿Esto ayudará, en el corto plazo, a la economía boliviana? Sin duda alguna. ¿Esto es producto de la industrialización? Definitivamente no.

Sin embargo, la pregunta central de la coyuntura es saber si la mejora de las exportaciones de minerales, granos, metálicos, madera y otros productos no tradicionales será suficiente para compensar la caída de las ventas al exterior del gas natural en el mediano y largo plazo. Puede ser que en este año extraordinario se produzca una compensación en los ingresos de exportaciones, pero la caída en los ingresos tributarios del Estado parece más difícil de sustituir. La economía boliviana registra un déficit fiscal (gastos mayores que ingresos) hace más de nueve años que no es sostenible.

Ni el sector de granos y menos el de minería tienen una estructura tributaria que compense el IDH, las regalías y todo lo que se conoce como el government take. Como dijimos más arriba, los ingresos totales provenientes del sector hidrocarburífero llegaron a significar el 50% de los tributos globales. 

¿Se animará el Gobierno a aumentar impuestos a los nuevos sectores en pujanza? ¿Puede el sector minero pagar más tributos? ¿Resiste la agroindustria una situación en la cual no exista subsidio al diésel? 

Columnas de GONZALO CHÁVEZ A.

25/07/2022
Hace 11 años y medio, con bombos y platillos, el gobierno del MAS nacionalizó o más precisamente estatizó la gestión de las Administradoras de Fondos de...
13/07/2022
Se posterga el censo. Impera de alguna manera la sensatez. Este censo nació con problemas técnicos, falta de coordinación, dificultades de avanzar. Todo eso...
11/07/2022
En la Argentina, el tipo de cambio se devaluó, es decir que ahora se necesitan más pesos para comprar un dólar. En el mercado oficial, un Washington se...
04/07/2022
En el primer cuatrimestre de 2022, se han revelado dos hechos en el sector externo y cuyos impactos globales en la economía boliviana podrían ser muy...

Más en Puntos de Vista

GONZALO PEÑARANDA TAIDA
14/08/2022
WILLIAM HERRERA ÁÑEZ
14/08/2022
CARLOS FEDERICO VALVERDE BRAVO
14/08/2022
SIN MIEDO
JUAN DEL GRANADO
14/08/2022
RECUERDOS DEL PRESENTE
HUMBERTO VACAFLOR GANAM
14/08/2022
14/08/2022
En Portada
“La parte trascendental de la vida no está en lo que uno piensa, sino en los hechos cotidianos que acontecen”
Más de 50 mil danzarines dan vida este domingo 14 de agosto a la entrada folklórica de la festividad de la Virgen María de Urkupiña en Quillacollo tras dos...

La crisis económica en Argentina levanta dudas sobre la capacidad que tiene este país para pagar sus compromisos de importaciones.
El expresidente y líder de las Seis Federaciones del Trópico de Cochabamba, Evo Morales, advirtió este domingo en su programa en RKC que las protestas por el...
La devoción por la Virgen de Urkupiña rebasa fronteras. La imagen de la “mamita” no sólo es venerada en Bolivia, sino también por fieles en Argentina, Estados...
A tres días de la reunión del Gobierno con el gobernador, Humberto Sánchez, y el alcalde de Cochabamba, Manfred Reyes Villa, para tratar la realización del...

Actualidad
El expresidente y líder de las Seis Federaciones del Trópico de Cochabamba, Evo Morales, advirtió este domingo en su...
Las autoridades en Nueva York acusaron ayer a Hadi Matar, el presunto autor del apuñalamiento al escritor Salman...
La ejecución del líder de al Qaeda Ayman al Zawahiri con dos misiles lanzados por un dron, hace dos semanas, el domingo...
El municipio de Saipina, a 254 kilómetros de la capital cruceña, es el nuevo polo de producción de uva de mesa del...

Deportes
Wilstermann apuesta todas sus fichas para el duelo de esta tarde (15:00) ante Nacional Potosí en el estadio Víctor...
El italiano Carlo Ancelotti, técnico del Real Madrid, aseguró que se retirará una vez termine su etapa en el conjunto...
Palmaflor frenó en seco al líder The Strongest al empatar ayer 1-1 en el estadio Hernando Siles de La Paz, por la...

Tendencias
Un plato ideal para compartir en familia y con amigos es el Pique Macho, por supuesto con las deliciosas salchichas de...
14/08/2022 Cocina
En el marco del Decreto Supremo 4669, que prohíbe descontar automáticamente el saldo del crédito a los usuarios cuando...
Un equipo científico ha desarrollado un implante de proteína de colágeno de piel de cerdo que se asemeja a la córnea...
Voluntarios y ambientalistas lanzaron una campaña para la rehabilitación de un oso hormiga bebé que fue rescatado...

Doble Click
El actor boliviano Romel Vargas formará parte del elenco principal de la película ecuatoriana Ñusta, ganadora de tres...
Kintsugi es una centenaria técnica japonesa que se aplica a la cerámica y propone resaltar a la vista aquello que...
Con el apoyo de la Fundación Cultural del Banco Central de Bolivia (FC-BCB), el prolífico biógrafo, periodista e...
La uruguaya Fernanda Trías considera que las escritoras no pueden dar por sentado el terreno y la visibilidad que han...