(No) hablemos de fútbol

Columna
PUNTOS DE FUGA
Publicado el 03/08/2022

No nos convocará el infierno por dejar de ir al estadio. Una verdad inaceptable para esa masa de fanáticos atiborrados en las graderías, con las caras aplastadas contra la malla olímpica, que apenas ven el partido por tanto saltar, cantar, insultar, escupir y orinar. Una turba que es un mar ruidoso cuando su equipo gana y un huracán de vandalismo cuando pierde. 

Esta es una afirmación inconcebible también para el futbolero Evo Morales, que durante su dilatada gestión presidencial mandó a construir numerosas canchas y estadios desmesurados, viajó al extranjero en el avión presidencial para asistir a partidos en los que no jugaba Bolivia y fue parte del once titular en incontables juegos donde no se lo recuerda por un gol, un pase o una finta de antología, sino por el desleal rodillazo en la cristalería que le propinó a un rival de la opositora alcaldía paceña. Hace poco, en su condición de influencer, viajó a Buenos Aires y, lejos de visitar la Casa Borges, el Café Tortoni o la librería El Ateneo, fue por enésima vez a La Bombonera, ingresó a la cancha e hizo una graciosísima demostración de técnicas con la rodilla, la manzana de Adán y la pantorrilla, serie de torpezas que, bien saben los futbolistas, no tienen que ver con la edad ni el sobrepeso.

El fanatismo por el fútbol es un mal que padecen muchas sociedades, pero resulta particularmente patético en Bolivia, dada la triste realidad de este deporte. A pesar de estar conscientes, o al menos tener la sospecha de que el espectáculo será deplorable -y que en caso de ser una copa internacional nuestros equipos recibirán una waska severa-, las ciudades se detienen el día del partido, las calles se cortan abusivamente desde medio día, priorizando la comodidad de esa hinchada que regala su tiempo y paga por su entrada y la de sus pobres hijos para sentarse sobre una superficie de hormigón durante más de dos horas, comerse la uñas y perder el control de sus emociones frente a un evento totalmente ordinario.

Por si esto fuera poco, durante toda la semana, los medios de comunicación destinan los horarios estelares a programas deportivos que repiten la consabida historia, conducidos por periodistas elementales que debaten sobre los matches con pretensiones sartreanas. Amenizan sus programas con entrevistas a jugadores y entrenadores -todos con acento argentino- que ganan muchísimo en contraste con lo poco que juegan.

A este panorama, tragicómico como los comentarios de Fermín, se suma la machacante figura de los futbolistas del 94 que, según un locutor, “tienen un considerable peso específico” (¿?). A pesar de haber pasado 28 años de su proeza, no hay que descartar que un dirigente de los que abundan o que un político busca-prensa tenga la iniciativa de volverlos a convocar a la selección, y que ellos no sólo acepten sino que además tramiten su renta vitalicia, aquella que no prosperó con el proyecto de ley que presentó un fanático diputado oficialista.

En cambio, es incomprensible el abandono por parte del Estado a los deportistas que, contra viento y marea, destacan internacionalmente: atletas, boxeadores, ciclistas, tenistas y raquetbolistas que apenas se dan modos para subsistir y deben viajar por sus propios medios para participar en competencias internacionales. Cuando solicitan apoyo, el Gobierno les pone enfrente al monstruo de la burocracia, capaz de ahuyentar al más tenaz, y luego tiene el descaro de insertar su logo y publicitar las fotografías donde ellos salen en el podio. Por motivos así, hay una fuga de deportistas bolivianos representando a otros países que les ofrecen mejores condiciones.

En vez de perder toda una tarde en ir al estadio para ver partidos funestos, es más sensato sentarse en un cómodo sillón y ver en la televisión a equipos como el Manchester City o el Real Madrid, que dan un verdadero espectáculo de técnica, táctica, despliegue físico y profesionalismo. Y, cuando acaba el partido, dejar de pensar y hablar de fútbol hasta la semana siguiente. Al respecto, recuerdo un almuerzo en Tarija en el que un grupo de primas hastiadas le pidieron a un tío que dejara de hablar de fútbol. Luego le preguntaron si conocía al abogado que vivía en la esquina, y él les respondió, socarrón: no sé, che, ¿de qué número juega?

Saquemos al fútbol de la sopa.

Columnas de DENNIS LEMA ANDRADE

03/04/2024
06/03/2024
El lugar más secreto de un arquitecto es, con frecuencia, el que esconde el nombre de su maestro, pero yo no deseo callar el nombre del mío porque, a pesar...
03/01/2024
06/12/2023
Un sujeto de rostro duro, tallado en piedra, comentó en redes sociales con palabras soeces un video donde mi esposa, psicóloga, daba consejos psicoeducativos...
01/11/2023
El dominio abrumador de las películas dobladas sobre las películas con idioma original en las salas locales no sólo evidencia que los propietarios y...

Más en Puntos de Vista

DESDE LA TIERRA
LUPE CAJÍAS
17/05/2024
JOSÉ MATEO GAMBARTE FLORES
17/05/2024
ESTATISTA
MARÍA FLORENCIA MELO
17/05/2024
LUIS FERNANDO ROMERO TORREJÓN
17/05/2024
16/05/2024
En Portada
El humorista Raúl Cuenca, detenido por personificar a un policía en una pieza cómica, fue liberado según afirmo el ministro de Gobierno, Eduardo del Castillo a...
Los empresarios privados rechazaron este viernes las declaraciones del Gobierno que los responsabilizó de la informalidad laboral en el país y lo consideraron...

Un juez determinó este viernes la detención domiciliaria para la representante de la empresa Gerimex SRL, Paula G. R., implicada en irregularidades en las...
El ministerio de Desarrollo Productivo, Néstor Huanca, convocó a una reunión a la dirigencia de la Asociación de Representantes de Importadores y...
En una asamblea extraordinaria realizada este viernes, la Cámara Departamental de Transporte de Cochabamba decidió por unanimidad declararse en estado de...
El gobernador cruceño, Luis Fernando Camacho, cuestionó este viernes las acciones del Gobierno para resolver la crisis por las elecciones judiciales, el...

Actualidad
Un juez determinó este viernes la detención domiciliaria para la representante de la empresa Gerimex SRL, Paula G. R.,...
El humorista Raúl Cuenca, detenido por personificar a un policía en una pieza cómica, fue liberado según afirmo el...
Francisco Vargas, vicepresidente del Tribunal Supremo Electoral (TSE), hizo un llamado este viernes a garantizar la...
Los empresarios privados rechazaron este viernes las declaraciones del Gobierno que los responsabilizó de la...

Deportes
La servilleta con el primer contrato de Leo Messi por el Barcelona ha sido subastada por la casa Bonhams por un precio...
En la votación del próximo 6 de junio, en la que se debatirá el futuro del VAR para la próxima temporada, gana enteros...
La Copa Simón Bolívar 2024 continuará este fin de semana con la disputa de una nueva jornada de la fase 1 regional,...
El Club Tenis Cochabamba (CTC) se vestirá de gala desde este sábado con la disputa del certamen Tunari Junior Open,...

Tendencias
Durante los últimos años es innegable el crecimiento de productos y lugares que ofrecen alimentos libres de gluten. El...
María Teresa Zegada hace un análisis social y político sobre la coyuntura del país. Los últimos acontecimientos, desde...
El Bibliocafé El Santo Lector se une a la "Larga noche de museos" en Cochabamba con una exhibición especial de...
Tras detectarse un caso de meningitis en un cadete de la Academia Nacional de Policías (Anapol), se han suspendido las...

Doble Click
La pasión por la música nacional ha sido la esencia de FAZ Producciones durante sus 15 años de trayectoria. Con motivo...
El 1969 Rock...
La segunda edición del exitoso libro PERIODISTAS: Entre Mitos y Dilemas, de la periodista boliviana Elizabeth...
Danzares se prepara para conmemorar dos décadas de trayectoria artística con la presentación de “Warmis”, un...