Todo bien, gracias. ¿Y tú?

Columna
Publicado el 01/07/2022

El manejo de la economía es una de las principales razones por las que el presidente Luis Arce mantiene niveles de aprobación por encima del 50% luego de más de un año de gestión. 

En la visión de corto plazo del boliviano, acostumbrado a administrar la incertidumbre, las cosas están nomás bien o, por lo menos, mucho mejor que en los países vecinos y eso influye en la calificación presidencial.

¿Hasta cuándo va a durar el buen momento? Nadie lo sabe y tampoco importa mucho, porque parece que la cosa es vivir el presente. Ucrania está muy lejos y los pronósticos de recesión no nos tocan. Es más, los organismos internacionales dicen que la economía boliviana está a salvo por lo menos para los próximos meses. Y eso es lo que vale cuando la mirada está anclada en el día a día y existe la necesidad de alimentar el optimismo así sea con migajas.

En un país como el nuestro no había sido tan difícil tener tranquila e incluso esperanzada a la gente. Basta con que no suba el precio de las gasolinas, el pan y el de algunos productos de la canasta básica para que la vida sea más llevadera. Si para ello es necesario introducir medidas de control o camisas de fuerza a los productores, bien vale la pena. Todo sea para llevar las cosas en paz y, de paso, figurar en las listas de los mandatarios mejor calificados de la región.

El presidente Arce sabe de estas cosas. Mientras fue ministro de Economía administró con criterio técnico la caja grande y con destreza política la caja chica. Como resultado, Bolivia vivió uno de los períodos de estabilidad y bienestar más prolongados de su historia. Diez años o más en los que los bolsillos llenos en parte sirvieron para compensar las libertades restringidas e incluso para maquillar las imperfecciones que aparecieron aquí y allá sobre la piel de una gestión más que desgastada como la de Evo Morales.

En Bolivia la esperanza, paradójicamente, no es de largo plazo. Tal vez eso tenga que ver con que la mayoría de la gente no vive de un empleo estable y formal, sino de pequeños o grandes negocios que funcionan al día. Si vendo lo suficiente hoy habrá para comer mañana. Si vendo más, tal vez hasta me pueda dar un pequeño lujo. Con eso, basta y sobra.

Por eso, cuando los políticos hablan de las catástrofes que se avecinan o los empresarios de las dificultades que enfrentan, la mayoría de la gente piensa que lo hacen sólo porque son opositores. 

En ese terreno de hierba escasa, pero hierba al fin, no es fácil generar conciencia sobre otras necesidades y tareas pendientes que podrían transformar a Bolivia en algo más que el país del día a día. 

En cualquier otra parte del mundo los blindajes de la economía boliviana serían sospechosos. Contrabando, minería ilegal —cada vez en mayor expansión y más destructora de la naturaleza— y narcotráfico son las tres patas sobre las que se asienta la mesa en la que come el boliviano común. La otra pata es el sector público. No es una mesa muy sólida, pero en lo inmediato sirve para tener a la gente tranquila y hacer el quite a los problemas globales. 

Y eso permite gobernar sin muchos apuros, enfrentar las críticas con un discurso más o menos convincente y, de paso, evitar que la narrativa de los adversarios se convierta en comentario rutinario de las mayorías.

Cuando las cosas van bien, la política queda archivada. Antes se decía, con cierto orgullo poco justificado, que en Bolivia la gente respiraba política, es decir, que todo el mundo hablaba de lo mismo todo el tiempo y que los vaticinios, generalmente negativos, estaban a la orden del día.

Pero hoy las cosas son distintas. Hay una especie de “intoxicación” política. Después de la euforia de fines de 2019 y de la frustración de 2020, la gente prefiere hablar de otras cosas y los jóvenes tienen otras batallas por librar para las que no necesitan de partidos, movimientos, sindicatos o cualquier otra forma de representación tradicional. 

La toma del poder ya no es tan relevante, sobre todo cuando puedo levantar y defender mi bandera desde un espacio diferente y no son indispensables las elecciones para ejercer mis derechos y sostener mis causas. Las utopías dejaron de ser colectivas y remotas. Ahora son realizables, individuales y más cercanas.

Incluso, en una escala más grande, las regiones han asumido su suerte de otra manera. Santa Cruz, por ejemplo, navega con otro rumbo y no necesita del permiso de nadie, entre otras cosas porque ya arriesga la escritura de su propia bitácora.

Hay otros poderes, es otro tiempo y por supuesto que bajo las nuevas condiciones la mira pública ya no está centrada obsesivamente sobre el Presidente y la burocracia. Arce llegó en una etapa distinta, la época del liderazgo discreto para un país de ambiciones limitadas, el período en el que los encuentros son menos amargos y en que las conversaciones, más simples, se reducen a un más relajado “todo bien, gracias. ¿Y tú?”. 

Columnas de HERNÁN TERRAZAS E.

05/08/2022
Más que una pelea por la fecha en que debe realizarse el Censo Nacional de Población y Vivienda, la pulseta que libran cívicos cruceños y el Gobierno tiene...
28/07/2022
De expresidente y líder del MAS, Evo Morales se ha convertido en un eficiente organizador de eventos. En días más inaugurará un torneo internacional de...
23/07/2022
Un estudio encargado por la fundación Friedrich Ebert Stiftung revela por lo menos dos tendencias importantes en la percepción de más de un centenar de...
14/07/2022
Para el Gobierno la teoría del golpe inexistente dejó de ser una narrativa de justificación para perseguir opositores y teñir de heroísmo la huida de Evo...
06/07/2022
A los masistas de la época de Evo Morales les encantaba levantar el puño izquierdo y llevarse la mano derecha al corazón. Así, no sólo se identificaban con...

Más en Puntos de Vista

DESDE LOS COLUMNISTAS
GONZALO CHÁVEZ A.
08/08/2022
EN VOZ ALTA
GISELA DERPIC
08/08/2022
LIBERTARIA
LUIS CHRISTIAN RIVAS SALAZAR
08/08/2022
FREDDY CAMACHO CALIZAYA
08/08/2022
EL SATÉLITE DE LA LUNA
FRANCESCO ZARATTI
07/08/2022
DESDE LO BAJO
CARLOS F. VALVERDE BRAVO
07/08/2022
En Portada
El Ministerio de Salud y Deportes informó este domingo que 4.531 pacientes fueron dados de alta y 1.633 casos sospechosos dieron resultado positivo a la Covid-...
Con este resultado, los celestes se ubican en sexto lugar con 12 puntos, mientras que el cuadro capitalino permanece en el penúltimo lugar con siete unidades.

El Servicio Departamental de Salud (Sedes) de Cochabamba reportó este domingo 387 casos nuevos de Covid-19, 2.081 recuperados y dos fallecidos.
El paro cívico de 48 horas en Santa Cruz en demanda de la ejecución del Censo de Población y Vivienda para el 2023 fue ratificado la noche de este domingo por...
Ernesto Cavour Aramayo, el varias veces nombrado, a nivel internacional, “mejor charanguista del mundo” falleció este domingo 7 de agosto a sus 82 años. El...
La Gobernación del Beni se declaró en virtual bancarrota debido a que la gestión de Alex Ferrier (MAS) ha sobregirado la capacidad de endeudamiento al...

Actualidad
A partir de ahora los vecinos cuentan con un espacio para presentar sus propuestas para mejorar sus barrios: la...
Pese a las amenazas del Gobierno, varias instituciones de Santa Cruz confirmaron el paro cívico de 48 horas que inicia...
Más de 80 personas participaron ayer en la Ruta de la Salteña, que se desarrolló en la zona sur, norte y central de...
En los primeros siete meses del año se han registrado 11 casos de sicariato en Cochabamba, La Paz, Santa Cruz, Beni y...

Deportes
El fútbol boliviano tiene la mala fama de ser una trituradora de directores técnicos al no ofrecerles estabilidad...
Nacional Potosí ganó ayer un compromiso cuesta arriba frente al plantel reserva de Bolívar por la cuenta de 2-1, con...
Aurora dejó escapar una buena chance de sumarse al lote de los punteros del Torneo Clausura 2022, luego de igualar...
El equipo del Country Club Cochabamba  (CCC) arrasó con los cetros y se adjudicó la Copa Federación Boliviana de Golf (...

Tendencias
La batalla judicial entre el multimillonario Elon Musk y Twitter escaló ayer luego de que el empresario acusara a la...
Un jurado especializado busca, en un campeonato que se celebra en Buenos Aires, el “mejor alfajor del mundo”, por lo...
Este 6 de agosto celebramos las fiestas patrias compartiendo lo mejor de Bolivia.
Gracias al Atacama Large Millimeter/submillimeter Array (ALMA) por primera vez un equipo de investigación detectó luz...

Doble Click
Nelio Zamorano lleva la música en la sangre. Su pasión por la dirección de orquesta sinfónica y la interpretación del...
Desconcierto en la comunidad científica. Desde hace años se ha advertido de que la Tierra está girando más rápido de lo...
El cantante Fernando Reche celebra hoy 34 años de actividad artística.
¡Miedo! ¿Qué haces aquí? y otros cuentos fue ganador del IV Premio Nacional de Literatura Infantil “Abrapalabra”.